El control de lo inconsciente es uno de los puntos en la vía hacia la salud

El control de lo inconsciente es uno de los puntos en la vía hacia la salud

El ahondamiento de la persona en el mundo material lo ha llevado al borde del precipicio. Después hay la pérdida de cada persona y toda la Humanidad. ¡Ya es hora de acordarse de lo viejo y olvidado y volver su mirada a un lado del perfeccionamiento espiritual, mental! En la actualidad muchos científicos reconocen la necesidad de tal reorganización de la Conciencia. La prenda de la Evolución exitosa es la asociación de la Conciencia y la subconsciencia, es decir, la persona para su salvamento debe aprender a dirigir conscientemente todos procesos inconscientes de su organismo. Y estos procesos abarcan cerca de 95 % de la existencia humana.

El Doctor en Medicina Henry W. Walmer ha dicho: “El organismo de la persona está creado y funciona según las leyes de la física y la química. Ellas no cambian nunca. Estas leyes son escritas sobre cada nervio, cada músculo, cada parte de nuestro cuerpo. Estas leyes dirigen las células, tejidos y órganos del cuerpo, encomendando a ellos las funciones ciertas. La acción de las leyes se realiza por medio del sistema nervioso central, que por nuestra Conciencia no está controlado”. ¡Aquí resulta que un ser humano, una criatura pensante, un pináculo de la Creación – está gobernando por las leyes, cuales al noventa y cinco por ciento no son controlados por su Conciencia! La Conciencia dirige solamente la actividad laboral y la vida en el mundo material, da la posibilidad comprenderse en este mundo – ¡y ni más ni menos!

Esto significa que toda la vida y la actividad de la persona por completo están gobernadas y controladas por el hemisferio izquierdo, su Conciencia. Todos los procesos restantes de la actividad vital se dirigen en concordancia con la información que está dispuesta en los genes del ser humano, es decir – no se controlan por su Conciencia y hemisferio izquierdo.

Es necesario notar que la persona recibe ésta información de genes del nacimiento, crece y se desarrolla en concordancia con ella. Sobre su base construye su destino, su concepción del mundo – el credo vital. Sin embargo, la vida no está estancada, constantemente introduce sus correctivos. La persona debe estar al corriente de estos cambios para saber llevarlos a tiempo hasta cada célula de su organismo. El objetivo de nuestro primer capítulo es hacer llegar la idea de la salud y del perfeccionamiento hasta la persona que tiene activo hemisferio izquierdo (junto al hemisferio derecho desconectado).

¡Y no sólo informar, sino también mostrarle que todo, a qué ella aspira, está en el interior de ella y está solamente en su poder! Y entonces con la ayuda del Sistema de la Armonización de la Persona y la Salud – enseñar a la persona a poner en marcha el hemisferio derecho para empezar su trabajo, enseñarle soberanamente dirigir los procesos inconscientes, controlarlos y corregirlos.
 
 
Atrás... Contenido Más...