La autorrealización de la persona (su misión) del punto de vista de la Evolución y Dios

La autorrealización de la persona (su misión) del punto de vista de la Evolución y Dios


Es asombroso, pero, incluso habiendo leído todo lo escrito más arriba, cuando parecía que todo ya es claro como la luz del día, la gente hace preguntas acerca de su misión y dirección de la autorrealización.

Es probable que es necesario describir el cuadro general de lo que ocurre aún más precisamente y en relieve. El cometido de cada uno que se ha conectado al Sistema es tal: en primer lugar sobrevivir y hacerse inmortal, utilizando las posibilidades del Yo Superior y Dios. Pero esto no es el objetivo propio, además las unidades podrán hacerlo en la etapa moderna de la residencia de la persona en el socium (en el apartamento para varias familias). Esto serán los más fuertes, resistentes y valientes. Los demás – ay y ah, – se retirarán de la carrera. Para ayudarles será necesario crear las colonias, donde a esta gente le será posible cobrar aliento, volver en sí, al fin, encontrarse a sí misma y hallar los correligionarios.

Es posible hacerlo, teniendo en las manos los medios financieros enormes. De hecho, además de todo, será necesario redimirse de la civilización vieja como las estructuras estatales los que tratarán de destruir todo lo nuevo, incomprensible y espantoso.

Es porque a nosotros con nuestros camaradas está dada la orden: en los plazos brevísimos hacerse no sólo independientes, sino muy y muy acomodados. Solamente entonces la civilización nueva será formada en la independencia relativa y, habiendo establecido en el territorio compacto, en cierta medida podrá dirigir la vieja, ¡y no al contrario! Entonces será posible costar con pocas pérdidas.

Pero nosotros individualmente, uno por uno, no lo haremos, es necesario el grupo de los correligionarios. El modo óptimo de la realización está encontrado (hablando más exactamente, está creado por el Mundo Tenue). En realidad para nosotros está creado el mecanismo único en movimiento de la reproducción del dinero, el que exige mínimos esfuerzos, víctimas e inversiones de nuestra parte. Esto, lo más probable, es la astucia de Dios que así, de modo mediato, ayuda a todos nosotros, ya que no tiene el derecho de intervenir directamente en la situación, enviando las maletas del dinero. Y aunque le gustaría ayudarnos, solamente según el guión de la Evolución esto está prohibido para Él.

La participación en este programa será la autorrealización de cada uno de nosotros, la autorrealización que corresponde a los objetivos de la Evolución, también a los pensamientos y las esperanzas de Dios. Debe reconocer que en este fondo la autorrealización como la creación de su asunto propio, su vía y fidelidad a la profesión escogida parece como la autoexpresión, el hurgarse las narices y la inserción de los palos en todas las ruedas. ¡Para todos y en seguida! Solamente una Persona en el Universo puede tener su asunto propio – Dios, y a nosotros, los más felices de los felices, nos tocó la suerte rarísima (una de la multitud de billones) hacerse Sus compañeros y ayudantes de Él! No es demasiado recordar que la cantidad de la gente en el Universo se calcula en la unidad con 10 mil miliones de ceros. Y todos ellos, a excepción de 0,1 % de la gente que entra en el dispositivo del Mundo de Dios, ¡¡¡son los pretendientes a su lugar de usted, le envidian!!!

Le hemos expuesto el programa-máximo que, por razón de la intervención de Su Alteza el Factor Humano, claro, no será realizada en el grado absoluto. En primer lugar este factor famoso engarabita los dedos y declara que no está conforme de trabajar para el nuncio. Entonces hace falta recordar que si pasear por la cadena de los enlaces de causa a efecto, todos ellos, al fin de cuentas, se cruzan en un mismo punto, en un “nuncio” – Dios Iegova. Además todavía ni una persona no ha expresado su indignación de aquella circunstancia que ya está en el servicio, siendo el esclavo de otro “nuncio” – ¡con los cuernos y los cascos! Servir al socium (Diablo) están preparados resignadamente todos y no por el miedo, sino por la conciencia, he aquí para servir a Dios, aún hace falta convencernos y persuadirnos... ¡Aquí es el precio de todas las aseveraciones de la persona, llenas del amor a Él!

El programa-mínimo consiste en lo que Dios tendrá que salvar a algunos “primeros”, habiéndoles ordenado que se acuesten en el fondo y no se asomen, habiendo limitado todos los contactos por el máximo. Cuál programa será realizado – depende de la decisión de cada uno de ustedes. ¡La lectura del tiempo ya ha empezado, el acierto está golpeado sólo una vez!

Perdone que es tan duramente y sin compromiso, pero no tenemos derecho a ocultar esta realidad objetiva, tal es la realidad que debe ser descubierta. No hay nada que hacer – en el momento presente no existe otra variante de la autorrealización para la gente de la Tierra.

 

Atrás Contenido Más...

© Alejandro y Tamara Blanco 2007