¡La causa de la falta del dinero son los miedos!

¡La causa de la falta del dinero son los miedos!

 

La causa principal de los fracasos en los asuntos está ligada a los miedos y las dudas que nos desgarran. Pero cualquier business es una empresa privada, y está ligado al riesgo inevitable (como, además, la vida misma). Invirtiendo el dinero en cualquier negocio, usted arriesga. Aunque usted “ha desarrollado” el negocio, el riesgo no le ha dejado a usted. Los socios pueden dejarle colgado, hay una necesidad constante de extender el círculo de los consumidores, de otro modo sus mercancías o servicios pueden hacerse no reclamados, es necesario constantemente estudiar y tener en cuenta la competencia, la coyuntura, el mercado, etc. Esto todo exige la inversión del bastante dinero. Parecería, esto son los gastos improductivos, pero sólo tiene que dejar de hacerlos, como su business se parará. Entonces todos sus gastos atribuidos en la categoría de producción, reducirán a cenizas en un abrir y cerrar de ojos.

En el total la persona trabaja para el dinero, pero la posesión por él no acarrea dicha. Y no es nada extraño: siendo en tal “riqueza”, tiene muchos quehaceres y preocupaciones. Con el tiempo las fuerzas se agotan, se pierden la habilidad y la reacción a la percepción de los cambios en el mercado, crecen los ayudantes – y mejor que el papá “saben” cómo disponer correctamente de su dinero. El hombre se arruina.

Que no lo ocurra, es necesario de antemano preocuparse por la conservación y el aumento del dinero. Al día de hoy se puede afirmar valientemente que es posible hacerlo, ¡con la garantía absoluta y la defensa! La dirección completamente nueva del business grande se ocupa de ello. Sin embargo, en el camino a lo nuevo están siempre los obstáculos. El principal de ellos es nuestra Conciencia, para la cual es difícil de renunciar a lo habitual. La Conciencia trata de construir el fundamento, el soporte en el asunto nuevo, pero todavía no lo hay, todavía hay que construirlo. Ya que su Conciencia de usted es su propiedad exclusiva, en ella es posible construir algo solamente por su propio trabajo. El trabajo consistirá en llevar el asunto, nuevo para usted, al recibo del beneficio que al principio superaría la suma de cuota de entrada. Solamente entonces usted adquirirá la seguridad y recibirá la base sólida en que puede apoyarse su Conciencia.

Su preparación para el riesgo en el asunto nuevo es el comienzo del éxito. Los fracasos que pueden concebirnos en la empresa nueva, están ligados solamente a la ignorancia, y habiéndolos eliminado, recibiremos el éxito. Es decir, los fracasos es nuestro estudio. La garantía del logro del éxito es nuestro objetivo, es nuestra voluntad inflexible, con cuya ayuda es posible obtener éxito. Si gracias a la voluntad y la insistencia resistimos en la lucha contra los fracasos, alcanzaremos nuestro objetivo, realizaremos lo propuesto. Si nos rendimos, nuestro objetivo se quedará a modo del sueño no realizado. No es secreto que al margen del business se ha quedado la multitud de aquéllos, a quién no ha sido suficiente el conocimiento, la paciencia, el valor y la voluntad para lograr su objetivo. La persona activa siempre está preparada para el riesgo razonable y sabe superar tenazmente los fracasos, es capaz de levantarse de nuevo y de nuevo de las rodillas. Precisamente así ella se hace el Líder de su familia y obtiene el éxito. La voluntad y el movimiento insistente hacia el objetivo son apoyadas por su intuición (los soplos de Arriba, de parte del Yo Superior) que lleva siempre al éxito. Toda la gente exitosa sabe arriesgar y es dotada de la intuición. De aquí es posible sacar la conclusión que siempre vale la pena escuchar su propia voz interna, en vez de los consejos de la gente “competente”, la que en muchedumbre zanganea alrededor.

Si la persona se acoquina, renunciando fácilmente al objeto fijado, se queja y se encapricha al primer fracaso, su intuición calla. Su Yo Superior está confuso, no sabe donde llevar la persona, ya que aquélla misma no lo sabe, qué quiere y hacia dónde hace falta irse. Y su familia guarda silencio. ¡Nadie y nada puede ayudar a tal “alma en pena”!

Aquí hace falta analizar con atención la causa del éxito de los “tiburones del gran capital”. No hay un secreto que precisamente estos “gnomos financieros” son aquella gente, que hace el tiempo no sólo en la esfera financiera. Con la ayuda de las inversiones "correctas" y las inyecciones hechas en el tiempo necesario y en el lugar necesario, se administra justicia, se ponen las leyes necesarias, al poder vienen los gobiernos nuevos y la gente necesaria.

Sí, usted dirá, teniendo tal dinero, hasta el tonto mandará. Sin embargo, no tenga prisa con las conclusiones. Después de la desintegración de la URSS el dinero y los valores materiales ganados por el trabajo de algunas generaciones de los ciudadanos del estado enorme, se han encontrado en las manos del montón pequeño de los “nuevos rusos”. ¿Y qué, ellos han sabido, poseyendo palancas reales de mando, hacer el país próspero? ¡No ha sida suficiente la mente! Significa, el dinero es solamente el instrumento, al que todavía se debe aprender a usarlo. Y no hace falta manchar todos de suciedad y colgar las etiquetas de rateros y bellacos. Entre la gente que ha venido al poder en el espacio postsoviético hay muchos hombres honestos, honrados, morales. ¡Solamente estas cualidades tampoco funcionan!

El secreto del poder del dinero sobre la persona consiste en lo que él circula en el presente real – aquí y ahora. Precisamente esta cualidad permite a la gente hacerse no simplemente los posesores de los bienes enormes, sino gobernar todo el mundo. Así, el poder real está dando no por el dinero mismo, sino por la habilidad de no caer del presente, a que el dinero enseña. ¿Cómo? Muy simplemente. El dinero no está tumbado como los montones pequeños y no marcha a compás, en fila. Circula en el sistema financiero de la Humanidad, el que se puede, en razón completa, ser nombrado el sistema sanguíneo. Y todos estos vasos capilares, venas, arterias deben estar bajo el control incansable y vigilante. Claro, de ello se ocupan los personales enormes de los empleados y los ayudantes, pero la mano sobre el pulso de las finanzas debe ser tenido constantemente por su propietario.

Es necesario precisar aquí que su problema es no la guardia de los capitales de los desfalcadores y los malhechores. El dolor constante de cabeza de esta categoría de la gente es – ¿cómo no permitir los estancamientos y los trombos en el sistema financiero? Por eso los “gnomos financieros” no se ocupan de las tonterías como la compra de las islas, los yates y las cerraduras1. El dinero para ellos perdieron la atracción del narcótico, dejaron de ser un medio de la autoexpresión. Él hizo a la gente que despierte su Conciencia, que ponga en marcha su neocórtex y abra el canal intuitivo, con un objetivo sólo – para controlar la “situación actual”. Sólo tiene que bostezar, como esta situación correrá junto con tu dinero. Pero este proceso ocurre no conscientemente, sino espontáneamente, por lo común con la deformación a un lado de la componente material, significa, no ocurre la armonización completa de la Persona.


1 los autores tienen en cuenta el lujo de los “rusos nuevos”.

 

Atrás Contenido Más...

© Alejandro y Tamara Blanco 2007