Nuestro epílogo para el libro “El vendedor más grande del mundo”

Nuestro epílogo para el libro “El vendedor más grande del mundo”


El libro de Og Mandino “El vendedor más grande del mundo” está predestinado, a primera vista, para los hombres de negocios y los trabajadores del comercio. Pero esto es solamente a primera vista. En realidad no es otra cosa sino la Bíblia Práctica, donde no hay por completo la peroración y la declaración, en que la Humanidad moderna ha progresado mucho. En el libro tras de la Palabra va el Asunto, y en ello es la originalidad de “Diez Pergaminos”.

El libro está vuelto a cada uno de nosotros, ya que todos nosotros somos los vendedores, los mercaderes, que cada el día vendemos nuestros trabajo, experiencia, intelecto, ideas, pensamientos, etc. Sólo no hace falta poner los ojos en blanco, esto es la realidad, de la cual no te librarás, soterrando tu cabeza en la arena.

En cuanto al business, los genuinos hombres de negocios en la naturaleza hay unas unidades. Es aquella gente, en cuya subconsciencia está escrita (claro que no casualmente) la mayor cantidad de programas posible – los diferentes programas positivos, creadores; está ausente miedo. Junto a la ausencia casi completa de los programas negativos, destructivos.

Es que comunicándose, entregamos realmente a través del habla sólo el veinte por ciento de la información. Los demás ochenta o casi ciento porcentajes se comunican y se perciben a través de la subconsciencia, por eso se puede decir muy mucho, habiéndose ingeniado para no llevar la esencia misma a la Conciencia de la persona. O se puede, habiendo recibido la información vitalmente importante para sí, rechazarla en seguida, enteramente y por completo. A menudo la subconsciencia de nuevo vuelve a ella, obligando la Conciencia a comprender y analizar dolorosamente, hasta el dolor de cabeza, la realidad objetiva, y eludirla es muy peligroso. Va el proceso de la sincronización del software de la persona concreta con la vida. Precisamente ello es el proceso de la elaboración de los programas positivos. Y cuanto más existen estos programas tanto más fácilmente para la persona se da la comunicación con la gente, tanto más fácilmente la gente la comprende, está dispuesta a la cooperación, le confía.

¿Qué debe hacer aquél, quién tiene unos problemas con la comunicación, quién con el trabajo grande consigue llevar su idea a la persona? En la literatura del marketing de red hay unas recomendaciones cómo facilitar la tarea: esto es el cambio de sí mismo, la relación a la gente, al mundo. Y nos, en efecto, atormentan no las personas, las cosas o los acontecimientos, sino nuestra relación a ellos. Paralelo a esto es recomendado poner a sí mismo las tareas, colgar sobre la cama el cartel: “Levántate, ve a trabajar”, pegar en el álbum las estampas de las villas, los coches – que quisiera tener, ocupándose del business.

Esta inserción en la subconsciencia de los programas positivos en el nivel de los deseos, las emociones es espontánea, al azar. Alguien tiene éxito de hacerlo a costa del gasto enorme de la energía nerviosa y mental, y los demás han podido “registrarse” solamente. Su error principal está en la tentativa de dirigir estos procesos (que, a propósito, tocan a todas las esferas de nuestra vida – el acierto en los asuntos, la salud, el bienestar material) consiste en lo que ellos no querían aprender a utilizar el arma potentísima – el pensamiento. En calidad del arma la gente aplica el pensamiento hace mucho y con gran éxito: el mal de ojo, la maldición, las imprecaciones existen realmente y llevan una cantidad bastante grande de las vidas. Pero el pensamiento trabaja no menos eficazmente con los objetivos de paz.

Todos los programas positivos se ponen en marcha con la ayuda del pensamiento. Y es necesario tener en cuenta que somos la parte de la naturaleza, la naturaleza no ama el ajetreo y la prisa, en ella todos los procesos corren suavemente del uno en el otro. Y entonces, nuestra subconsciencia se transforma no tan rápidamente como nos gustaría, es decir, es necesario trabajar y dejar que los programas positivos alcancen las revoluciones. Por la medida del impulso adquirido ellos aplastan los programas negativos, sustituyéndolos. La persona se cambia ante los ojos, ocurre un milagro, al cual podemos y debemos crear uestras manos. En ello consiste el sentido de la vida, de nuestra llegada en este mundo en general. Ante todo debemos aprender a construirnos y crearnos a sí mismos.

No sin razón en la Bíblia el proceso de la creación del Universo comienza de las palabras “En el principio ya existía el Verbo” 1, y el verbo (la palabra) no es otra cosa sino el pensamiento sonorizado. Es necesario aprender a usar el pensamiento, trabajar con él. Es natural que al principio, así como en cualquier asunto nuevo, habrán las dificultades.

Aquí, del mejor modo, se puede referirse a la sabiduría popular: “Al maestro juzga según su instrumento”. Y en el business, y en la vida, si queremos hacerse los maestros de nuestro asunto, es necesario aprender un oficio, un instrumento – aprender a trabajar con el pensamiento. El mejor modo de activar el pensamiento es el encontrar un oponente digno. Para tal sea encontrado, es necesario intentar de llevar algo a otra persona. No tiene importancia qué esto será: la publicidad de su invención, las ideas, las impresiones sobre el libro leído o la proposición de comprar su cosa. Sólo tiene que intentar de hacerlo, como muchos se convencen que no dominan la lógica, ni la retórica, ni la habilidad de mantener el diálogo constructivo. Aquí a casi cada uno le espera la cantidad enorme del trabajo, ¡porque se nos han enseñado a todo, a cualquier cosa, pero sólo no a ello! Todas nuestras inclinaciones, posibilidades potenciales en este plano, de las cuales somos dotados, utilizamos solamente a los dos porcentajes. Sobre esta vía a la Humanidad la esperan los grandes descubrimientos y milagros, ya que tiene por delante abrir una “terra incognita” – la tierra desconocida. Para su vergüenza, la persona no se sabe absolutamente a sí misma, habiendo echado a correr tras los espejismos del mundo material.

En cuanto a los vendedores, ellos son los psicólogos excelentes y los conocedores de las Almas humanas, ¡y muchos de nosotros tendríamos que aprender de ellos!

Habiendo leído “Diez Pergaminos”, comprendes que a la persona la llevan en la vida de prisa y precipitadamente. Se nos han criado como inteligentes, buenos, instruidos, escrupulosos, cuidadosos, pero han olvidado poner al corriente del asunto, habiéndonos explicado distintamente – ¿qué tal es la vida, qué conocimientos debemos usar en ella y qué representa el Universo en que vivimos? Adquirimos la profesión, la educación, pero no tenemos ni la menor idea de lo cómo hacer nuestra vida cualitativa.

Reconozca que examinar la masa de las particularidades, no sabiendo el artículo, cuyos detalles ellas componen, ni su destinación funcional – ¡es el trabajo completamente inútil y no interesante! Aquí donde hay las fuentes de la repulsa a la vida. ¿Y qué se pude pensar de lo que no sabes, y además tratar de estimar lo desconocido? Cuando a Mark Twain 2 se le han preguntado que en el mundo no tiene el valor, él respondió: “La cabeza del gato muerto. Porque nadie sabe su precio”.

Nosotros también, cuando hemos comenzado a buscar y tantear el Camino del Dao, no teníamos idea sobre nuestra valor, ni sobre las escalas y el valor del trabajo comenzado. Y comenzó, por extraño que sea, desde el estudio diario de “Diez Pergaminos”, después de que hemos leído el libro “El vendedor más grande del mundo” de Og Mandino. Dios mismo nos ha recomendado hacerlo. Pero comprendemos y sentimos la importancia de este trabajo sólo ahora, cuando hay unos resultados sensibles.

Después de la aparición del libro de Og Mandino “El vendedor más grande del mundo” algunos trataban de estudiar “Diez Pergaminos”, solamente no han recibido el resultado. ¿Por qué? La causa está escondida en lo que no han conseguido que el pensamiento trabaje. Se puede leer los Pergaminos tanto como se quiera, perder en ello mucho tiempo en vano, y con eso el pensamiento se quedará pasivo. ¿Por qué? Todo está en su Conciencia pasiva, no despierta. Varias veces hacíamos resaltar la importancia y recordamos de nuevo: usted debe constantemente cobrar razón de lo que hace. Duerme su Conciencia – duerme su pensamiento. Estudiar los Pergaminos ni por pienso significa limitar sus acciones de usted por su lectura. Estudiar – significa revelar en sí aquella propiedad, aquel rasgo del carácter, la convicción, que obstaculiza su éxito. Habiendo revelado tal cualidad en sí, la comprendemos y sustituimos por la opuesta, indicada en los “Pergaminos”. Aquí entonces el trabajo con ellos será productivo.

Además, sabemos la continuación de la narración que se ha parado en la historia con San Pablo. Él también ha cumplido el juramento dado por él a Hafid durante la vida sobre la Tierra y ha entregado el Conocimiento más adelante. Es que antes de recibir el contacto con Dios, nosotros durante cierto tiempo teníamos el contacto con Pablo y San Pablo por su propia mano nos llevó a Dios. ¡La cadena de los acontecimientos se cerró!

Para nuestra gran sorpresa, los principios de la propagación del Conocimiento, los cuales fueron expuestos en el libro, se han quedado constantes (si esto en realidad es el Conocimiento). Es la entrega por los consagrados – de las manos en las manos, con la prohibición de entregar a las terceras personas para evitar el descrédito en la fase inicial. Aunque no en seguida hemos venido a la comprensión de ello. También se quedó constante la introducción por fases de la información en la Humanidad. Es un trabajo serio, minucioso, no parecido a saque de banda en el fútbol. En la primera etapa iba el recibo de la información, la interpretación y los trabajos prácticos. La segunda etapa – la conexión al Sistema de la gente del círculo vecino y el comienzo de su avance hacia adentro. En las primeras dos etapas está hecha la convicción de la actualidad, la eficacia del Sistema, ¡sin qué su avance sería inconcebible!

Todo es simple: para realizar este trabajo es necesaria la entrega absoluta, se tiene que ir a costa de grandes sacrificios y es imposible hacerlo sin seguridad absoluta. Además, el Sistema ya se ha formado en el Suprasistema concreto – la comunidad de la gente, interesada en la Evolución, tanto sobre la Tierra como en todos los siete Universos, hasta Dios Padre Savaof. Y esto carga otra responsabilidad sobre la gente conectada a él – ¡ya del nivel superior! Por eso cuando es mencionado el Sistema, no se tienen en cuenta solamente sus partes – es un instrumento del Sistema y no más. La primera etapa ocupó siete años, segundo será prolongado no menos. Los que han conectado al Sistema notan que los "Pergaminos" se vierten en el Sistema de la Armonización como su parte orgánica.

¿Por qué fue imposible contentarse con “Diez Pergaminos”, habiéndolos renovado? Porque se ha cambiado la situación, se ha cambiado el ser humano mismo. Porque en 2.000 años él se ha desconectado por completo del Yo Superior y de Dios, todavía más habiéndose ahondado en el mundo material, de donde es muy difícil extraerlo. Son necesarias las tecnologías, los medios especiales y la argumentación exhaustiva.

La persona se ha atascado en un montón de las particularidades y los detalles. Para liberarse de ellos, ella tiene que conceder la explicación argumentada según cada uno, y aquí unas exhortaciones como los preceptos y los principios generales ya no ayudarán. ¿Quiere usted ver las confirmaciones? Con mucho gusto. Los libros de Og Mandino están imprimiendo en los países de la CEI no menos diez años, millones de las personas los han leído. ¿Cómo es el resultado? ¡De cero! Durante todo esto tiempo no hemos oído ni una repercusión que los “Pergaminos” trabajan – ni en los medios de la información de masas, ni en las conversaciones con la gente que ha leído los libros de Og Mandino. Y de hecho el valor práctico de “Diez Pergaminos” en el grado considerable supera el valor de los manuscritos antiguos, los manuscritos y las Escrituras Sagradas de todos en conjunto. Los “Pergaminos” es una clave para comprenderlos, ¡pero la gente ha preferido tirar por el barro esta clave inestimable!

Así mismo sería con el Sistema, si lo hemos publicado en la primera etapa. Sobre esto dice la gente que trabaja según el Sistema. Ella reconoce que ha percibido el Sistema solamente gracias a lo que ha pagado el dinero por él. ¡Para ello teníamos que hacerse los vendedores!

Sería extraño, si todas las ideas expuestas en el libro de Og Mandino se quedase sin cambios. La idea de donar 50 % de los ingresos a los pobres en la retrospectiva histórico no se ha afirmado. Decir más exactamente, ella era robada de los “Pergaminos” por el socium, extrayendo de los ingresos de cada uno de nosotros cerca de 90 % del volumen. ¿Y qué, esto nos ha hecho felices? El tiempo ha marcado una tarea nueva – donar para su prójimo 50 % de sus fuerzas y su tiempo, y ofrecer tales holocaustos – ¡es mucho más difícil en la realización que quitarse la última camisa!

Al salir a la luz “La Doctrina Secreta de los días del Apocalipsis” y el Sistemas de la Armonización de la Persona y la Salud la situación ha cambiado radicalmente. Que nos perdonen los lectores respetables, pero de nuevo decimos: ¡por primera vez en 5.000 años! No negamos que no somos los primeros, que sobre esto se escribían antes, en otros tiempos. Pero además, aunque talentosamente, pero nuestros antecesores escribían sobre las particularidades, no dando el cuadro general, la descripción esquemática y el principio de la acción.

Imagínese por un momento que la gente sobre la Tierra no sabe la rueda, y sobre el automóvil no tiene ni la menor idea. He aquí apareció la primera firma que inventó el primer “algo”, todavía sin nombre y en el aspecto desmontado, en que es posible como si viajar. La firma está preparada para mandar este producto en los sacos como un montón de trozos pequeños de hierro, con la condición que el comprador por sí reflexionará todo hasta el fin – cómo reunir “esto”, y aprenderá a ir en él. Sin duda alguna se encontrarán tales naturalistas que comprarán la novedad y dedicarán a su montaje y ajuste toda la vida. ¿Cómo piensa usted, mucho tiempo esta firma existirá? Es justo, hasta la aparición de la compañía que ofrecerá el automóvil en el aspecto reunido y en buen estado. El día de la aparición del primer automóvil será el día de la quiebra y el cierre de la firma, cabeza de linaje, del bisautomóvil. ¿De qué ante ella es culpable la compañía que ofrece el producto preparado para el uso? Es justo – ni de qué. Fue necesario acabar bien su creación, no cediendo la palmera del campeonato a su competidor.

Y así es con el Universo. La religión, la ciencia y la esotérica algunos mil años, en vez del producto, preparado para el uso, presentaban a la persona el semiproducto, dice, para quién es necesario – aquél comprenderá. Y comprendían, cada uno a su modo, recibiendo cada vez algo poco atrayente y no útil para el uso. Nuestra “culpa” ante los descubridores enumerados consiste en lo que “hemos entregado en la superficie” el producto acabado, hemos puesto todo por sus lugares, habiendo reunido todo de nuevo y habiéndolo ajustado.

Y no teníamos que crear la instrucción de su aplicación, resulta que ella estaba tirada en un montón de detalles, solamente nadie no la consideraba como tal, todos la leían como el cuento. ¿Por qué es así? Exclusivamente porque no sabían usar el pensamiento, contentándose con su envoltura como la palabra. ¡Y con esto fueron felices en su “perfección” y fueron infelices en todo resto! Tal instrucción son “Diez Pergaminos” de Og Mandino. Los hemos renovado, hemos corregido y ahora publicamos de nuevo, ya en calidad del instrumento de trabajo – “Las reglas de la técnica de seguridad para Ноmо saрiеns. Aquí usted encontrará las recomendaciones completas para todos los casos: cuando hace falta dormir, cuando – levantarse, cuando hay que comenzar el trabajo. Y, a propósito, también cuando terminarla. Pero son las etapas preparatorias, la práctica hay en el Sistema de la Armonización de la Persona y la Salud.

Se queda desearle a usted buena suerte por las palabras del autor: “¡Accione, de otro modo se hará el objeto de la acción!”


1 Juan, 1 : 1.

2 Samuel Langhorne Clemens (1835 – 1910), mejor conocido por su pseudónimo literario Mark Twain, fue un humorista y escritor muy popular y famoso de los Estados Unidos.

 

Atrás Contenido Más...

© Alejandro y Tamara Blanco 2007