Homo sapiens en la Evolución

Homo sapiens en la Evolución

El hombre, habiendo creado la civilización tecnológica, se ha profundizado en el mundo material a tal punto que su pensamiento halló el carácter tecnológico. La técnica ocupa el lugar principal en la vida, su conocimiento y comprensión para él se han hecho más importantes que la comprensión de las personas. El hombre ha creado en la subconsciencia los programas (las imágenes) correspondientes que le contribuyen en ello. Esto también no ha pasado desapercibido en la sociedad. Las personas que son buenos conocedores de la técnica tienen más valor y ya es insignificante que no comprenden a las personas. 

El progreso tecnológico ha cambiado los enlaces naturales, sociales del hombre, habiéndolo aislado de otras personas. De la persona biosocial quedó solamente la persona a modo de la biomasa, y la naturaleza no sabe que hacer con la sobra de esta biomasa. En la naturaleza hay bastantes otros seres vivos que participan en el equilibrio biológico del ecosistema de la Tierra, y por eso la participación del hombre en este proceso es el gasto superfluo de los recursos naturales.

La tarea y el objetivo del hombre son otros. A la naturaleza le es necesaria la Razón que puede hacerse perfecta solamente a la observación y la conservación de la integridad de las comunicaciones sociales de las personas que forman la Razón en los límites de la Ley de la Unidad, y esto es la única vía para crear la Razón Superior capaz de dirigir todos los procesos vitales de la naturaleza. Y la naturaleza ha perdido prácticamente este Hombre Razonable. 

Claro que la invención de los mecanismos ayuda a conocer mejor el mundo y desarrollar el pensamiento, siendo una etapa necesaria en el desarrollo de la Humanidad, pero todo el problema es que, habiendo puesto las invenciones técnicas en la base comercial, la persona empezó a pensar técnicamente (de un modo discreto), en realidad se hizo el biorobot. “El peligro no consiste en lo que la máquina una vez comenzará a pensar como el hombre sino en lo que el hombre una vez comenzará a pensar  como la máquina” (Sydney J. Harris[131]).

Si en un pasado reciente el hombre construía en su subconsciencia los programas del miedo ante la realidad como las imágenes de los monstruos y los tentadores de cada género, con el desarrollo del progreso científico y técnico a estos programas se añadieron también los programas del conocimiento de la realidad por medio de diferentes mecanismos. No sin razón para muchas personas estos programas se realizan como el contacto con los extraterrestres y las civilizaciones extraterrenales, más desarrolladas en concepto técnico. “Nuestro siglo se enorgullece por las máquinas que saben pensar y teme a las personas que manifiestan la misma capacidad” (Howard Mumford Jones[132]). En concordancia con su pensamiento, “las personas se hacen los instrumentos de sus instrumentos propios” (H. Thoreau[133]). ¿Acaso no son biorobots?

El biorobot es una partícula de la biomasa (no se puede llamar de otro modo) privada de la comprensión de la Vida real y que realiza sus funciones naturales en la formación y el mantenimiento de la biosfera de la naturaleza. En concordancia con las funciones limitadas, para él no hay necesidad de poseer la Conciencia de la Vida real.

Es que la persona moderna, habiendo elegido en calidad de la Evolución el desarrollo del progreso científico y técnico, en efecto, piensa solamente por las fórmulas matemáticas y las nociones técnicas discretas, de ese modo estrechó la percepción de la Vida hasta el nivel de la construcción técnica. “El progreso de la civilización consiste en la ampliación de la esfera de las acciones que cumplimos sin pensar” (A. Whitehead[134]). Gracias a esto él ha deducido su fórmula sencilla de la Evolución de la Creación: “Nadie + Nada х el Caso = A todo en el mundo». En resultado fue recibido lo Absoluto muy oportuno y conveniente, sin personalidad y sin corazón – un Dios-ídolo de los biorobots. No podían inventar nada otro en general, ya que las personas realmente vivas y razonables para ellos (incluso en primer lugar Dios) – son una ilusión y un fantasma. “El creyente crea Dios según su semejanza. Si él mismo es deforme, su Dios es una persona depravada” (P.-J. Renard[135]). 

Solamente el biorobot podía llegar a semejante conclusión, él no es capaz de determinar sus acciones de antemano. Sí, es muy conveniente de poner sobre sí lo Absoluto sin corazón, por razón de la ausencia completa de responsabilidad cualquiera ante él. “Muchas personas miran a Dios como a un criado que debe hacer por ellas todo el trabajo sucio” (F. Mauriac[136]). Pero en caso de la desgracia (del Apocalipsis) es absurdo e inútil de apelar a la ayuda y el humanitarismo del Ídolo. Dios vivo, real y rechazado en este caso no tiene el derecho de entrometerse en la situación, porque los biorobots han elegido a su dios en cuyos asuntos Él no puede meterse. “Dios ama todos, pero no se extasia ante ningún de nosotros” (I. Asimov[137]). Y “Dios no espera de ti la solución de todos los problemas mundiales; espera sólo que no los crearás” (R. Frost[138]).

El biorobot es el estado natural de los organismos vivos del mundo material como las imágenes en la imaginación de Dios destinadas a la realización de las tareas de la Vida que es también creada en Su representación. Solamente los que se ocupan de la corrección de Sus imágenes de la Vida, llevándolas hasta la perfección armoniosa (equiponderante) se hacen los individuos pensantes en Su comprensión.  De ahí resulta que primeramente los biorobots son todos los representantes de la biosfera de la Tierra, incluso la persona dirigida por los programas naturales de los Niveles inferiores del Campo Universal los que participan solamente en el proceso vital, pero no lo crean. 

Describimos tan vivamente la imagen del biorobot solamente porque hace diez años éramos los biorobots completamente normales, concienzudos. Naturalmente, estando en la seguridad completa de nuestra responsabilidad y perfección. Conseguimos comprender el carácter ilusorio de nuestras miradas solamente después de que hemos tomado el Camino de la Evolución y hemos comenzado a pensar por las categorías del Hombre Sabio. “Un nuevo pensamiento aparece a la comparación de dos objetos que todavía no fueron comparados” a (C. A. Helvetius[139]).

Así, en realidad, para identificarse objetivamente es necesario verse a sí mismo en dos estados, porque todo se conoce en comparación. ¡Pero entonces tendrá que no sólo aceptar el aspecto del Hombre Sabio, sino también hacérselo en realidad!

Aquí es necesario en seguida dividir los biorobots en dos categorías. A la primera (inferior) hace falta atribuir todos los sujetos de la naturaleza viva, de los microorganismos hasta los animales domésticos y los primados inclusivamente. Su función es la creación de la biosfera de la Tierra en calidad del espacio en que hay todas unas premisas para el nacimiento del pensamiento y la realización del proceso del pensamiento como tal. Por eso los biorobots de la categoría inferior crean el equilibrio bioenergético e infoenergético de la biosfera de la Tierra. Esto es necesario para que el programa informático del Alma, en todas las etapas de su desarrollo, encuentre su realización y aplicación, recibiendo además el impulso evolutivo.

La segunda categoría de los biorobots es nuestro querido homo sapiens que ya ha salido del mundo de los animales, pero no se hizo el Hombre Sabio. La naturaleza le encarga a él encarga un poco otras funciones que a los animales, a saber el cultivo de la Razón y el su relleno con los objetos y los recursos naturales. Esta categoría de los biorobots, tal vez, es la más peligrosa, puesto que conserva en sí todos los instintos y las costumbres de los animales, y del Hombre sabio tiene solamente los gérmenes de la Razón, no puede aplicarlos en sus acciones por razón de la ausencia completa de tal Razón. 

Con todo eso el cultivo de la Razón le es necesario al Universo. Además, esto es el único eslabón de enlace entre la naturaleza viva, la persona y Dios y por eso, a pesar de todas las acciones irrazonables de la Humanidad, el Mundo Tenue y Dios todavía tienen la esperanza que en esta biomasa con el tiempo surgirán los gérmenes del Hombre Sabio con que será posible hablar no en el nivel de los cuentos infantiles y las fantasías, sino en el nivel de las personas adultas que comprenden sus acciones y que reconocen sus consecuencias. Con este objetivo el Universo estableció las exigencias elevadas a la persona y las represalias las sanciones educativas como relaciones de causa a efecto (o el Karma) que hacen entrar en razón. 

¿Para qué a la naturaleza y Dios les es necesaria la Razón? Destacábamos varias veces que Dios ha creado el Mundo en concordancia con sus tareas y representaciones. Este Mundo (todos sus procesos, comenzando de las fuerzas de la interacción entre las partículas elementales y acabando las fuerzas de la interacción de las fuerzas mentales de los seres vivos) se gobierna por las Leyes de la Conservación. Estas Leyes permiten que el Universo conserve su forma y sus cualidades poco sujetas a los cambios y encontrarse en la constancia relativa. Con todo eso, el semblante prístino del Universo se cambia por fuerza de la presencia de las fuerzas dinámicas. Este proceso debe ser constantemente controlado y corregirse, modificando la estructura prístina del Universo. La Razón es necesaria precisamente para este objetivo. 

Si decir que el Fundador debe cumplir de por sí todas estas funciones, siendo disuelto en su Creación, Él no puede hacerlo. Esto se puede hacer solamente por medio de la conducta razonable de los seres razonables en que Él se ha disuelto. Con otras palabras, el Fundador tiene la Opción: o disolverse en su Creación, habiéndole dado vida, o encontrarse fuera de sus límites, habiéndolo transformado en la construcción mecánica.

Pensamos que no todas las personas imaginarse hasta el fin el proceso de la disolución. ¿Qué es esto? Disolverse – significa llenar el objeto a que entregas tu partícula con la Razón, la Conciencia, las tareas, los objetivos y otras cualidades que tú mismo posees. Pero con eso tú mismo debes disminuirte como si hasta un punto. Y puesto que hay muchos tales puntos, es necesario romper la individualidad a la multitud de partículas. Además, es natural que todas las partículas deben componer como si el espacio único en que dominan la Voluntad, la Razón y la Conciencia del individuo integro. Se puede alcanzarlo en existencia de la intercomunicación de todas las partículas entre ellas respecto a las funciones (acciones), el uso de los recursos vitales (del apoyo vital) y la percepción de sí mismo en el estado del isomorfismo y la isotropía (los que son semejantes en sus cualidades y acciones – son iguales, no hay aspiración a la prioridad). Si estas condiciones son violadas, el individuo, siendo disuelto en el espacio vital, no puede tener la forma y los rasgos del Individuo separado.

El Fundador sabio ha unido las dos vías. Él se ha disuelto, por un lado, en su Creación de Él, habiendo creado la Razón Superior como el Campo Universal Infoenergético, y por otro lado – se ha quedado fuera de la Creación, habiendo conservado su Individualidad. Estas sus cualidades se manifiestan también en el hombre. El ser humano, por un lado, disolviéndose en el espacio vital, tiene el aspecto del sujeto social con las cualidades medias individuales, por otro lado, es el individuo. Pero no esto es interesante. Es interesante lo que el Universo está organizado así que el Fundador conoce la Vida (su Creación de Él), y forma su Individualidad (que evoluciona) gracias a la disolución en la Creación. Es natural que para esto Él tiene necesidad de los seres razonables que compondrán en conjunto Su Razón. Para esto le serán necesarias no simplemente las personas, sino el Hombre Sabio que comprende sus acciones propias y que reconoce las consecuencias de sus acciones. 

Todavía hay una cosa. Hablamos constantemente sobre la Ley de la Conservación como la Ley básica del Universo que debe ser observado por todos los objetos del mundo material y todos los seres vivos en cualquier actividad. El establecimiento de esta Ley no es simplemente un capricho del Creador, es una necesidad aguda de la vida. Sin esta Ley el Fundador, siendo disuelto en la Creación, no podría ser un todo único, es decir la Individualidad como Él es. De aquí tiene la necesidad extrema que todas las partículas de Su Creación sean unidas entre ellas por la Cadena de la Sucesión que abastece la intercomunicación de las partículas en concordancia con las Leyes de la Conservación. Por esta causa el Universo representa el organismo único vivo cuyo prototipo funcional es el organismo del ser humano. Usted puede comprender su unidad y su integridad, si conoce la anatomía y la fisiología.

Para nosotros es importante el ejemplo con la razón. La razón de la persona está disuelta en el cuerpo, en su cada célula. La célula tiene la razón individual que responde por los rasgos individuales de la célula. Al mismo tiempo esta razón individual de la célula por medio de la cadena de la sucesión está subordinada a las leyes generales de la intercomunicación de los procesos que pasan en la célula, los sistemas del organismo y el encéfalo. Con otras palabras, la razón, siendo disuelta en el cuerpo, a la observación de la unidad y la integridad del organismo, es capaz de darse a conocer como el principio único – es decir la Razón, el resultado de la actividad del encéfalo. Si no hay tal unidad, la Razón no existe.

Con la Razón Superior todo pasa de un modo análogo. Si hay una unidad de la razón elemental cuyo portador es el ser humano, el Fundador es capaz de manifestar la Razón como el Campo Infoenergético, perfeccionándolo y corrigiéndolo. Si no hay unidad, la Razón Universal no puede desarrollarse. Por eso Dios manifiesta el gran interés a los seres humanos, por los modos diferentes aspira a empujarlos a la Evolución, habiendo hecho cumplir las funciones naturales. En caso contrario la razón humana durmiente cumple para Dios las mismas funciones que el encéfalo de mamífero para el ser humano. Si el 99 % de las personas se encuentran en la hibernación, la Conciencia de Dios, encontrándose en la misma proporción con relación a las personas, estará en la hibernación. ¡Esto significa que Dios para los seres humanos se quedará invisible e inaccesible al entendimiento, tanto como Su creación – la Vida!

Muchas personas se ocupan de la búsqueda del contacto con el Campo Infoenergético, pero si sus acciones corresponden solamente a los intereses propios, al desarrollo de la individualidad, no hay sensación de la unidad con otras personas, la cooperación mutua con ellos, con otras palabras – faltan los programas (hechos en la práctica) de la Unidad con el mundo circundante, no será el contacto vital y real con la Razón Superior. Incluso si esto pasa, el carácter de la interacción no corresponderá a los parámetros temporales “aquí y ahora”, la persona se apasionará por los relatos sobre el pasado o sobre el futuro, y por eso estará en las ilusiones.

En la realidad toda la información recibida por el contacto será orientada hacia la persona misma, indicando la dirección de su corrección propia en el aspecto moral. Pero la persona no lo verá, siendo aficionado a su importancia y prioridad. Le parecerá que tiene la información más verdadera, que ha recibido el valor especial a los ojos de Dios ante otras personas (note que esto contradice las propiedades básicas del isomorfismo y la isotropía de las cuales está dotado todo lo Existente en el Universo, como la manifestación de la Ley de la Unión) y que está dotada de los poderes especiales. Con todo eso a la persona le será dado el tiempo de corregirse, comprender y reconocer sus faltas, y si esto no pasa, ella no puede evitar la corrección kármica.

Por eso, cuando la persona aspira al perfeccionamiento, en primer lugar tiene que conocer las singularidades de la realidad circundante, encontrar a las personas con que puede ocuparse de la causa común – la formación del espacio vital único y de la Razón. Luego en el asunto común hacer la Cadena de la Sucesión y por medio de ella conocer las Leyes de la Unidad justas para la comunidad de la gente. Subordinar a estas Leyes sus singularidades personales, individuales, y solamente después de esto meditar en el perfeccionamiento, más exactamente, ya sobre el perfeccionamiento en el espacio vital único con las personas a que la vida sopla la realización de las funciones individuales.

En caso contrario, violando las propiedades del isomorfismo y la isotropía, la persona se queda en la categoría de los biorobots, que incluso de los “homo-biorobots”. Ella no es capaz de construir la Cadena de la Sucesión entre las personas, ni además entre ellas y Dios, y por eso cae de la Ley de la Conservación. En este caso Dios en su Conciencia no puede ser formado como la Imagen única (el Individuo). Y puesto que Dios es la Vida, Él parece en este caso como los fragmentos no vinculados entre ellos. Tal persona toda la vida busca la verdad y no puede encontrarla.

Hasta ahora hablábamos mucho sobre la observación de la Ley de la Unión, sobre la habilidad de comprender y analizar. Ya es hora de descifrar estas nociones. Comenzaremos de lo más simple – de la formación de los programas de la Unión con la naturaleza. Muchas personas, hablando sobre la unión con la naturaleza, sobreentienden la relación compasiva con ella, además no cesando la explotación despiadada y bárbara de sus recursos.

Sin embargo el compadecer la naturaleza y afligirse al daño hecho por el hombre no tiene la menor relación con la unión con la naturaleza. Cualquier Unión es posible solamente al nivel energético e informático (de programa), y esto a su vez es accesible solamente para la energía mental de la persona (para el pensamiento consciente). La energía mental se pone en el trabajo solamente entonces, cuando la persona comienza a notar no la naturaleza en general sino cada su rasgo, cada ser vivo, cada bicho, arbolito, hoja, riñón, flor, etc. Y no simplemente notar, sino observar y sentir su vida de ellos, su conducta, cambios, problemas que solucionan.

Solamente así la persona mete su potencial pensador en la hucha de la Unión con la naturaleza, recibiendo en cambio la repercusión viva a guisa del panorama que falta del cuadro de la Vida y la imagen de la naturaleza en la Conciencia. La naturaleza recibe los programas que le faltan de la interpretación por la persona, sin los cuales ella no es capaz de evolucionar por medio de la interpretación y la comprensión de sí misma.

Como usted puede ver, la Unión con la naturaleza no tiene nada de general con su estudio por medio de la clasificación, la estructuración y la preparación. En este caso el potencial de la energía mental, sin análisis e interpretación, no está vinculado con la naturaleza y se orienta a la satisfacción de la curiosidad gastronómica propia de la persona, no teniendo ninguna relación con la Unión como tal.

Las relaciones recíprocas con las personas circundantes, el Campo Infoenergético del Universo, con el Universo, la Evolución y Dios se basan del mismo modo. La persona saborea hasta qué punto se refiere bien a las personas y Dios, llena el potencial de estas relaciones recíprocas con las emociones, no deseando darles la energía mental de la interpretación a modo del componente de programa energético e informático.

El problema es que la parte inferior del encéfalo que responde por los instintos y la realización de los programas metidos en la persona por la naturaleza, no puede cumplir la función de la parte superior (del neocórtex) que se ha formado como resultado de la Evolución solamente a la persona, como el resultado de la actividad práctica, de su interpretación y la comprensión. Precisamente por eso, si usted quiere desarrollar la Conciencia, es necesario activar el neocórtex que se hace tal solamente en la actividad práctica, y indispensablemente por medio de la comprensión y la interpretación.

Usted puede notar que la persona siempre en cualquier actividad se guía por la comprensión y la interpretación, pero no recibe el resultado necesario. Esto está vinculado con lo que en su actividad no hay mecanismo de su perfeccionamiento, a saber, la persona cumple sus acciones mecánicamente, guiándose por consejos de alguien y la experiencia ajena. Mientras que sus acciones deben ser perfeccionadas, es decir corresponder a la realidad, sus exigencias y deben ser ajustadas a la relación individual de la persona a la Vida.

Si no lo hay, el neocórtex no se pone en marcha y la persona se guía por las prácticas adquiridas anteriormente, y para su realización es suficiente la parte inferior del encéfalo (del encéfalo de mamífero). Esta parte tiene primeramente el carácter de valoración del pensamiento que es justificado por su naturaleza. Ella debe estimar la situación y dictar al individuo el modo más simple de la supervivencia en el ambiente dado y en la situación concreta, guardando máximamente su energía muscular y mental. La tarea del encéfalo de mamífero es tomar lo que ya está preparado, en vez de construir la combinación de ajedrez de muchos pasos para la cual él no está adaptado.

¿De qué formación de la práctica de la Unión se trata, por ejemplo, en las relaciones recíprocas de un lobo y un liebre? En la naturaleza, en la comprensión de la asociación de los esfuerzos y las formación de los programas-imágenes comunes tal formación tampoco puede ser en general porque aquí no hay neocórtex – el portador de la Razón Superior que es capaz de manejar la energía mental.

La razón de la persona que está en estado embrionario tiene el carácter es ilusorio y declarativo. El encéfalo de mamífero no limitado por ningunas orientaciones morales, a cada instante da la orden: “¡Ataca!”, porque está en la realidad. Pero la Conciencia ilusoria durmiente, que con la misma regularidad cae de la realidad y que puede ser llamada como punteada o vibrátil (impulsiva, alterna), ya trata de construir las combinaciones de muchos pasos y los planes perspectivos, perdiendo la relación entre las razones y las consecuencias. Si aquí añadir la multitud de las leyes escritas y no escritas, los preceptos y las orientaciones, a ciencia cierta irrealizables, puestas por la sociedad, no hace falta asombrarse que no hay hasta la alusión a la estabilidad en la vida de la persona moderna cómo, además, de toda la Humanidad en total. 

Sacando el total, tratemos una vez más de acentuar su atención de usted en lo que “la Evolución es el proceso continuo de la transformación de un hombre-animal en un Hombre Sabio cuyos resultados son más visibles en la forma que en el contenido” (E. Servus). Para ajustar la forma y el contenido, la persona tiene que acordarse que difiere de la clase de los animales solamente por la actividad, el perfeccionamiento infatigable de sus formas y los modos de la aplicación. Precisamente esto contribuía al desarrollo de su Conciencia, del pensamiento y de la Razón como la actividad pensadora superior. La aspiración a la felicidad y el bienestar es también algo parecido a la transición de la forma vieja de la existencia a la nueva – que hay una Evolución, y por eso sin actividad práctica y activación del neocórtex es imposible de conseguir la felicidad y el bienestar.

Cada ser vivo, bien un virus, o bien un microbio, o bien un animal, o bien un ser humano – es el portador y el realizador de la Idea divina. Precisamente en ellos es disuelta no sólo la Idea de la Vida de Dios, sino también Él mismo como el Individuo. Por eso entre ellos hay una unidad integra que en conjunto compone la Idea común de la Vida en la Tierra. Sin disolución de Dios en Su Creación la observación de la Ley de la Unión ni la Ley misma son imposibles. Así, el proceso de la disolución es al mismo tiempo el sacrificio de Dios y la manifestación altísima del amor a Su Creación de Él. 

El punto durante la disolución fue la crucifixión de Jesucristo, pero sacada del contexto ha transformado el proceso en una estática y las personas la han llamado “el sacrificio de Dios”. Pero por medio de esta transformación del proceso en la estática las personas de la Tierra han transformado el enviado de Dios en un dios-ídolo. Es natural que, habiéndolo creado, la religión ha monopolizado este hecho de la disolución de Dios y Su Idea de la Vida.

Todos los seres vivos viven en el espacio único y son conexos entre ellos. Además, la base de todos ellos es la construcción del ser humano – concretamente del Fundador que al principio ajustaba todo para después encarnar las soluciones acertadas en la naturaleza. Lo más evidente está reflejado en el aspecto de los primados.

Ya que el tema de la disolución no es solamente la Idea de la Vida de Dios, sino también de Él mismo como del Individuo universal hace mirar muchas cosas de una manera nueva y pone las nuevas preguntas, fijemos la atención en este tema más detalladamente. Ante todo, surge la cuestión de la necesidad y la oportunidad de la disolución misma, ya que de ese modo se crea la multitud de problemas adicionales y en la Tierra y en el Mundo Tenue. Sí, esto es así, pero sin disolución semejante de los problemas, en su mayor parte insolubles, sería aún más. 

Admitamos que el hombre en la Tierra se ha quedado el único portador monopolizado de la Idea de la Vida de Dios y de la Razón que, a decir verdad, está reconocido por la ciencia moderna como el hecho. En este caso está rodeado por el medio hostil y agresivo. Por ejemplo, la mayoría de los virus y los microbios, en lugar de realizar la función de la inoculación al organismo humano de la firmeza a las nuevas infecciones y las enfermedades, se hacen los asesinos implacables. En este caso en los virus y los microbios faltan los programas evolutivos que componen la Idea de la Vida y que permiten coexistir tranquilamente.

Pero esto tampoco es todo. Si no hay Alma en los animales domésticos (como la ciencia y la religión nos  aseguran, su interés por la persona sería igual al cero. Esto significa que sería imposible de hacerlos domésticos y la Humanidad se desarrollaría en otro escenario. Es difícil imaginar el mundo sin caballos domesticados, vacas, ovejas, cerdos, gallinas, gansos, gatas y perros. Esto ya sería el mundo no parecido al nuestro y habría completamente otra historia. 

Que esto no pase y toda la naturaleza viva pueda desarrollarse paralelamente con el ser humano, contribuyendo a su Evolución, todos sus objetos – del corpúsculo, son dotados con el Alma – la chispa de Dios, la que lleva el paquete de los programas evolutivos de la Idea de la Vida de Dios. Así, la Idea de la Vida de Dios es la Constante del Universo que une y reconcilia todos. Tal acceso de sistema a la siembra de la Vida en el mundo material permite que el Mundo Tenue y Dios críen las Almas en las condiciones naturales, en vez de invernadero, en la normalidad estricta y en concordancia con las condiciones reales de la Vida, en todas sus esferas y niveles de la manifestación. Precisamente este hecho permite a la persona a adaptarse a la Vida en cualesquiera condiciones y situaciones, también bastante rápidamente comprender el trasfondo de los procesos distintos. Su Alma bastante mucho tiempo  vivía en todos los ambientes imaginables y posibles del Universo y participaba repetidamente en todos Sus procesos. A la persona le basta en este caso, habiendo caído en el banco de los datos de su Alma, escanear el proceso hasta ahora desconocido, en realidad, habiendo renovado los conocimientos ya conocidos... 

Aquí más a menudo surge una pregunta: “¿Qué dice la Biblia acerca de ello?” Dice: un tiempo para esparcir piedras,y un tiempo para recogerlas[140]. Sin embargo la mente racional habitualmente no es conforme con tal manera de plantear un problema. Es verdad, ¿para qué esparcir algo, si sabes que tendrás que recoger? Nos dirigiremos en este caso todavía a una sentencia de la Biblia, a las palabras de Dios dirigidas a Adán y Eva que ha tenido la intención abandonar el Paraíso: Te ganarás el pan con el sudor de tu frente”[141]. Para esto ellos tuvieron que conocer las gramíneas de que se cuece el pan. También tenían que aprender a la agrotécnica. Se ha aclarado que es necesario sembrar el centeno cada año que a finales del verano recoger la cosecha.

Pero antes de recibir tal resultado, el hombre tenía que darse de cabezadas, habiendo aprendido a fundir los metales, construir las máquinas, habiendo creado la civilización técnica, tenía que crear la agrotécnica y la tecnología de la selección de las culturas. Así, el resultado estupendo fue recibido no sólo gracias al trabajo con el sudor de la frente, sino también a la repetición infatigable de los ciclos del esparcimiento y la recogida. Ya que gracias a la evolución de las acciones que se repiten monótonamente la persona, ante todo, se ha cambiado, habiendo creado la civilización técnica. Pero ya que esto con todo es el hombre-biorobot que comprende el sentido común por medio de la terminología técnica y el sistema del informe de la información, después de este del trabajo preparatorio el Mundo Tenue y Dios tienen la posibilidad de ponerse de acuerdo con él. Si dirigirse mentalmente hacia la historia bimilenaria, la llegada de Cristo era también una comprobación – una piedra de toque con el fin de la preparación de la Humanidad para el diálogo. Como usted comprende, entonces fuimos desprevenidos en absoluto. 

Si comparamos la tecnología de la cultivación del pan de cada día con la Evolución de la Razón (de que se ocupan el Mundo Tenue y Dios), el principio es el mismo – sembrar, habiendo trabajado con los retoños, regándolos abundantemente para conseguir la cosecha que supera repetidamente lo que fue sembrado. Como usted recuerde, es sembrada la Idea de la Vida de Dios y la imagen misma de Dios como del Individuo para recoger. al fin y al cabo,  la cosecha abundante como una fuente de las nuevas ideas que dan el impulso la nueva para la espira evolutiva de la Idea la Vida y de Dios del Universo menor siguiente, junto con Sus ayudantes. 

Y en este caso el factor decisivo del éxito no es el deseo mismo de recibir el resultado deseable, sino los ciclos repetidos muchas veces de la siembra y la recogida, con la selección (análisis) minuciosa de las semillas en los intervalos entre ellos. En el ejemplo con el cultivo de los cereales, así como con la cultivación de la Razón, todo está solucionado por la observación más severa del principio de la consecuencia evolutiva, cuando las semillas sembradas en esta primavera se distinguen de las del año pasado en el grado muy insignificante. Pero si comparar las semillas iniciales con las finales (al cabo de la multitud de ciclos), el resultado se encontrará estupendo.

Resta añadir que el proceso de la cultivación del pan de cada día por la persona no es autosuficiente y completo, ya que es el componente del proceso global de la cultivación de la Razón y la Evolución del Universo. Dos Polos participan en el proceso: Dios (activo y consciente) y el Hombre (también activo, pero no consciente por completo). Todo esto se limita magníficamente a la lógica de la Evolución, ya que hasta cierto punto el hombre en el estado del biorobot es sólo un componente de la biosfera de la Tierra. En este estado se ocupa activamente de la autoexpresión, cambiando arbitrariamente el de la Tierra, aclara su “misión y papel” en la Evolución del Universo. Ya que todos estos procesos globales para él es un fantasma, por sí mismo acaba de dibujar los componentes y las imágenes que faltan – es natural que a su imagen y semejanza.Dios ha creado al hombre a su imagen, pero el ser humano le ha devuelto la frase, y Dios ha sido modelado por el hombre”.

Y solamente después de esto puede y debe comenzarse el proceso del despertar de la Conciencia del hombre-biorobot en que nosotros y ustedes participamos ahora. Como es conocido, “el reconocimiento del hecho es el comienzo de la sabiduría”. Esto significa que el despertar de la Conciencia comienza del reconocimiento del hecho de la insuficiencia y la incompetencia. En este caso la persona de nuevo (de cero) comprende todo lo visto y conocido para ella, descubriendo además la masa de lo desconocido e incomprensible que debe ser conocido. 

Precisamente así comienza el proceso del escaneo por la Razón del espacio pensador interior desordenado, entonces – del Universo en total. Gradualmente el neocórtex se pone en el trabajo, con su ayuda la persona forma de su Vacuidad interior (de su subconsciencia) las imágenes volumétricas tridimensionales de la Existencia en la consecuencia cronológica, vinculando el pasado reapreciado con el presente y el futuro, con la presencia indispensable de sí misma en ellos. Gradualmente, pasando tres Niveles inferiores, se forma la concepción del mundo de la persona como el panorama tridimensional holográfico del Universo (que significa, en realidad, la formación de la Matriz de la Conciencia). Y solamente entonces en el fondo del panorama comienza a salir la imagen de Dios real de la Vida de que comienza la cooperación consciente fructífera.

Así, la Biblia tiene absolutamente razón – Dios para el biorobot es realmente inexpresable e inaccesible al entendimiento. En este estado la persona quiere contemplar apasionadamente Dios para tener, en Su persona, el garante de la estabilidad y el mago responsable que cumple todos sus caprichos. ¡Pero la lógica implacable de la Evolución es tal que se puede ver y conocer a Dios, habiendo merecido Su reconocimiento recíproco, solamente en caso tú mismo te haces el Individuo, el Hombre Sabio – el Creador! ¡Solamente el Individuo puede discernir el Individuo semejante en otra persona, pero el hombre-biorobot, como la partícula de la biomasa sin personalidad, no puede hacerlo según la definición!

Parábola oriental

Un hombre recorrió medio mundo para comprobar por sí mismo la extraordinaria fama que gozaba el Maestro.

– ¿Qué milagros ha realizado tu maestro? – le preguntó a uno de los discípulos.
– Bueno, verás... hay milagros y milagros: en tu país se considera un milagro el que Dios haga la voluntad de alguien; mientras que entre nosotros se considera un milagro el que alguien haga la voluntad de Dios.

El paso siguiente en la carrera evolutiva del hombre es el despertar de la Conciencia durante la interpretación de sí mismo, de la vida en la colectividad de las personas, de la interacción con la naturaleza, también la comprensión y la sensación de sí mismo como una partícula del mundo circundante responsable de su bienestar y equilibrio. La comprensión de la presencia del Principio Divino manifestado por la partícula de la Idea de la Vida, el que asiste en cada uno de nosotros, obliga a hacerlo. Este programa es la fuerza motriz de la persona que la incita a la búsqueda y la comprensión del sentido de la vida. 

El resultado de la acción de este programa en la etapa moderna del desarrollo de la Humanidad fue la aparición de “La Doctrina Secreta de los días del Apocalipsis” donde la persona de la Tierra ha dibujado, al fin y al cabo, la esencia de lo que está ocurriendo en la unidad y la intercomunicación con el Mundo Tenue y Dios, habiendo encontrado en este cuadro su lugar y su destinación propia. Todo esto la obliga a reconocerse a sí misma gradualmente – primero el producto de la Idea de la Vida de Dios, y luego el continuador – el portador de la Idea, en realidad haciendo su realizador de ella.

En esta etapa la persona se separa inevitablemente de los programas de la Noosfera, habiéndose conectado al Canal de Dios, crea el paquete de sus propios programas conscientes que abastecen la realización la Idea de la Vida. Por esto crea la unión con el Mundo de Dios, se puede considerar esta unión realizada solamente entonces cuando en la Noosfera no se quedan ningunos programas que atan la persona al mundo material de las ilusiones.

Y aunque la persona se queda como antes el habitante de la Tierra encarnada en la forma material, según su Conciencia, según la realización de sus cualidades mentales y el proceso del pensamiento ya está registrado en el Mundo Tenue. Pero, según la ley de la Dualidad, entre dos Polos – Dios y el ser humano – debe asistir obligatoriamente el tercer componente como el proceso de la Vida, el componente que crea las contradicciones que hacen los dos Polos buscar las soluciones y los compromisos. 

No hace falta buscar este componente en algún sitio en las doctrinas y los conocimientos secretos, este componente son las personas que nos rodean, los portadores de iguales derechos de los fragmentos de la Idea de la Vida. Precisamente ellas hacen suavizar y equilibrar los procesos naturales que se encuentran en la contradicción, creando de ese modo el espacio armonioso de la vida. Solamente la participación de las personas en busca de las vías de la interacción con el Mundo de Dios nos, que somos unidos en el Sistema de la Armonización, ha hecho poner en marcha el desarrollo del proceso del pensamiento en todos Los niveles del Universo.

Cooperamos con el medio exterior en muchos aspectos: cuando nos sentimos enfermos – vamos al médico; para abastecerse de dinero – estudiamos, recibimos la profesión y trabajamos; nos comunicamos con las personas en la colectividad de producción, en la familia, en las veladas amistosas; recibimos la información de los periódicos, las revistas, radiodifusiones y los programas de televisión, las películas, los libros; visitamos los teatros, los conciertos, las exposiciones; nos adaptamos a los cambios naturales por medio de los recursos internos de nuestro organismo, etc.

El espectro de la interacción con el medio exterior es bastante amplio, pero la cualidad de nuestra vida, y a veces – la vida misma, depende de la habilidad de abarcarlo por completo. Sólo tiene que excluir de la banda de la percepción aunque una parte del espectro posible de la interacción, perdemos mucho en nuestra vida, y muy a menudo – irrevocablemente. 

Por ejemplo, si excluimos el control de la salud y las prácticas salubres del espectro de la interacción, habiéndose concentrado por completo en la solución de los problemas financieros, tenemos que solucionar este problema por medio de los médicos, habiendo gastado para este problema todo el dinero. Análogamente, habiendo gastado desde la infancia todas las fuerzas mentales y físicas a “las buenas calificaciones” en la escuela, cuando será necesario recibir los conocimientos que corresponden a las exigencias de la vida, ya  no tenemos las fuerzas ni el tiempo ni las posibilidades ni la salud. 

Y se puede citar una multitud de tales ejemplos. Habiendo construido las interacciones equivocadas con el medio exterior, nosotros perdemos, imperceptiblemente para nosotros mismos, las funciones de adaptación del organismo, de la Conciencia y de la subconsciencia, perdiendo el instinto de conservación y la supervivencia. Tenemos en resumen lo que tenemos: somos enfermos, pobres, hambrientos, solitarios, buscamos eternamente algo y aspiramos a algo. “El vicio es un derroche de vida. La pobreza, la obediencia y el celibato son los vicios canónicos”.  (B. Shaw[142]). 

Nuestra vida, como un espejo, representa el resultado de la interacción con el medio exterior, construye nuestra personalidad, forma el carácter, influye sobre la concepción del mundo, las inclinaciones espirituales, el carácter de la conducta, la opción de los modos de la solución de los problemas propios.

Nuestra respuesta a una carta

Su problema de usted está escondido en la aspiración a vivir rigurosamente según las reglas canonizadas de la conducta que entra en la contradicción con la Vida real. La singularidad de muchas personas es lo que viven y no saben, cómo el mundo está organizado, cómo sus pensamientos funcionan, cómo el proceso del conocimiento influye sobre la Vida, pero el mayor problema está vinculado a que temen de hacer los errores. Sin embargo los errores ayudan a ver la disonancia con la Vida y eliminarla. Muy a menudo los errores están vinculados a la pérdida de los valores obtenidos por el trabajo pesado y es natural que esto irrita a la persona.

Compréndanos justamente. No llamamos todos como unos cometer los errores. Solamente aconsejamos aceptarlos, no temer hacerlos. Esto le permitirá a usted revelar las causas del surgimiento de los errores. Las causas están escondidas en usted, en su contradicción interior con la realidad. Usted aspira a conservar todo que le es caro, habiendo hecho de ese modo la vida, como le parece, estable, protegido y abastecido. Pero en la realidad hace mucho tiempo suceden unos acontecimientos que no pueden satisfacer sus demandas de usted. Es natural que la realidad destruirá todos sus valores o, hablando su lengua, “le castigará a usted”. Las pérdidas tendrán lugar hasta que usted aspire a adaptar la realidad a sus deseos de la conservación de lo que debe desaparecer. Habiendo cambiado la relación a la Vida y a usted mismo, habiendo aceptado su prioridad, habiendo aprendido a tener solamente lo que corresponde a las condiciones reales de la Vida, usted podrá hacer la vida estable y asegurada. Además es importante recordar que todos sus valores deben ser cambiados en concordancia con la Vida, y no por lo contrario.

Por desgracia, a pesar de que aspiremos a llevar este pensamiento hasta las personas en todos nuestros libros y en el Sistema, las personas de ningún modo quieren aceptar esta simple verdad. Como antes aspiran a retener los valores, olvidando de la veracidad de la Vida real. Las contradicciones con la Vida se crean tan pronto como surge la atadura interior emocional a algo. Con todo eso el bienestar de la Vida es un cambio constante de la relación a los valores artificiales y afectados. Quien no lo teme, se niega fácilmente a los valores caducos (las ataduras y los estereotipos), la Vida le recompensa a él con los bienes, y la Vida hace pobres e indigentes a los que continúan a agarrarse de sus valores.

De ello, aspirando a la coordinación con la realidad, es necesario aprender a sentir (sentir la vida, la información, la doctrina, etc.) y pensar. Usted escribe que hace mucho se interesa por las distintas doctrinas y las prácticas esotéricas. Aconsejamos preguntarle a usted mismo, ¿para qué esto le es necesario? Habitualmente las personas se ponen a leer las obras esotéricas y creen en sus tecnologías milagrosas solamente por una causa – quieren encontrar el modo de la influencia sobre la Vida para conservar sus valores. Creen sagradamente que en este caso su vida cambiará  para bien. Puede ser que esto es la ilusión más grande y terrible. 

Usted mismo debe crear la coordinación con la Vida, tanto como el bienestar en ella, superando las dificultades paso a paso y seguramente por medio de la actividad práctica gracias a que usted adquirirá los conocimientos necesarios. No hay otra vía. Todas otras vías que le estudian, por medio de las manipulaciones y las tecnologías distintas, a conservar los valores correspondientes a la realidad es un farol y la más grande ilusión de su Conciencia de usted.

Y hasta que la persona de nuevo cree el mundo espiritual y el mundo de la Conciencia, en concordancia con la aspiración a la mejor vida, no recibirá ningunos bienes. Acuérdese cómo usted construía el mundo subjetivo desde la infancia. Lo hacía de las observaciones de la conducta de los mayores, las asimilaba en las relaciones recíprocas con los coetáneos, escogía el resultado estadístico medio y recordaba. Esto fue una banda estrecha de nuestra percepción de la vida – la aspiración a encontrar el soporte en este mundo y no más.

Esta banda de muchas personas que han entrado en la vida adulta no está cambiada, por eso en la persona la interacción con los acontecimientos diferentes de la vida vive como una aspiración a defender y ser protegido, con tal de conservar el bienestar. Pero muchos problemas salen del marco de su percepción, exigen los programas de una solución más constructiva que no pueden ser dados por la Conciencia, puesto que los conocimientos no son suficientes y el pensamiento no se ha desarrollado en concordancia con esta tarea. La vida exige que el hombre salga de su zona confortable, y él no lo hace, teme. Se crean así las contradicciones con la vida. 

Para extender la banda de la percepción, al hombre le son necesarios los conocimientos comprendidos, él puede recibirlos solamente de la vida, de la actividad práctica. Para desarrollar el pensamiento práctico, también es necesaria la práctica que está vinculada a muchos momentos desagradables: se ve obligado a resignarse con las renuncias, los errores, los fracasos. Apetece tener el éxito rápido, y en cambio recibes un rapapolvo que escalda. La vía al bienestar verdadero que corresponde a todas las exigencias de la realidad es espinosa. Abre las posibilidades potenciales gradualmente, a medida que el hombre pone su pensamiento y concepción del mundo en armonía con la Vida real.

Por lo visto, por esta causa el hombre teme la actividad práctica que no se empalma con su tranquilidad y sus intereses. Pero sin práctica es imposible recibir los conocimientos. Muchas personas, habiéndose dirigido a nuestros libros y el Sistema de la Armonización, buscaban las tecnologías milagrosas que les ayudarían a dirigir los procesos vitales. El total es ordinario – no han encontrado nada. Y nada encontrarán, porque aspiran a recibir los conocimientos de las doctrinas, pero no de la Vida. 

¿Qué debe ser la práctica? Observe los acontecimientos, su vida de usted y piense, ¿quién trae todos los bienes o los disgustos que usted tiene? Habiendo meditado, usted dirá que todo esto le es dada por las personas. ¡Eso mismo! Todo lo que tenemos – nosotros tenemos gracias a la interacción con las personas. ¿Qué nos traen? Observe de nuevo. Si usted tiene las hermosas relaciones recíprocas con las personas, le traen a usted el bien y cada minuto de la comunicación con ellas le da la alegría, la tranquilidad, la seguridad. Estas personas pueden prestarle el dinero a usted, por que les será agradecido.

Pero si usted no tiene tales relaciones recíprocas, si todos para usted son extraños y lejanos ¿qué pueden darle a usted? Solamente el negativo. Comunicarse con muchos a usted es simplemente desagradable, porque a ellos otra manera de ver la vida, los intereses con sus no coinciden etc. ¿Quién es culpable que usted no tiene las relaciones amistosas con ellos? Solamente usted, porque usted es un de los polos (los participantes) de esta interacción, pero por unas causas aspira a salir del proceso del establecimiento de las relaciones recíprocas, aislarse. ¿Por qué? Porque sus intereses de usted no coinciden con los intereses de otro polo. Si esto es así, entonces la creación del proceso es imposible. Usted no puede crear las relaciones amistosas con la persona. En cambio usted recibirá el golpe. ¿Por qué el golpe? Según las leyes de la física: a cada acción le corresponde una reacción equivalente. Usted ha negado a la interacción, por eso recibe el golpe. Ya no recibirá el bien. Y después la persona busca la causa en el Karma que no tiene ninguna parte en ello, en este caso tuvo lugar la caída de las leyes de la naturaleza.

¿Cómo cambiar todo esto? Simplemente es necesario meditar y eliminar la causa de la divergencia con la vida. ¿Dónde está escondida? En usted. Precisamente usted no puede establecer las relaciones mutuamente ventajosas con una persona, porque usted no deseaba encontrar los intereses mutuos, ha entrado ganas de mantener en sus trece, no deseando dar oídos a la opinión de esta persona. Aquélla ha llegado y se ha ido, pero usted ha quedado con los problemas irresolutos. Aquí piense, cómo la próxima vez atraer la persona necesaria que le traería a usted el bien. Es evidente que usted mismo tiene que cambiarse – hace falta acceder a los deseos de ella. 

La ley de la interacción es igual para todo lo Existente, a saber: tanto quieres recibir del otro tanto debes darle a él. O: lo que quieres recibir del otro – le regala a él. ¿Quieres el amor? Regala el amor y lo recibirás. ¿Es necesario dinero? Cuanto meterás (“invertirás”) en la vida, tanto recibirás de ella. Por desgracia, todos aspiramos a recibir, pero no podemos permitirnos meter (“invertir”), dar o regalar, porque tenemos miedo perder la cualidad de nuestra zona confortable. El hombre es parecido a un caracol que ha crecido de su casita, pero no puede abandonarla y la lleva sobre la espalda como una carga. Piense sobre todo esto. 

No casualmente hemos entablado esta conversación, usted busca la causa de sus fracasos en la vida y nos pregunta. Piense. Usted viola las leyes de la interacción no sólo con las personas, sino también con el mundo exterior. ¿Por qué? En primer lugar, usted espera de él solamente los dones, pero no quiere dar nada. Usted vive como un consumidor que ha caído del proceso de la interacción (de la corrección propia). Usted trata de atenuar los golpes del mundo exterior por medio de las tecnologías recibidas de las doctrinas diferentes. Además usted se olvida completamente que las tecnologías no son el tesoro sin fondo de que se puede sacar constantemente los bienes. Las tecnologías es un instrumento con cuyo ayuda el hombre crea los bienes para sí y los crea por sí mismo, constantemente adaptando (corrigiéndose a sí mismo) a los acontecimientos del mundo exterior. De lo primero sale lo segundo.

¿Cómo ocurre la disonancia con el mundo exterior? Ante todo, hace falta acordar que es él Campo Infoenergético. Este Campo guarda en sí todos los conocimientos acumulados por la Humanidad del momento del desarrollo del Universo. La naturaleza le ha creado tal que es capaz de cooperar con el pensamiento del hombre y guardar infinitamente la memoria sobre esta interacción. 

Usted ha pensado sobre algo. Su pensamiento de usted no ha desaparecido, se ha reproducido en el Campo. Algún volumen del Campo donde se conserva su pensamiento tiene la misma frecuencia que la de usted. Los pensamientos diferentes, cayendo en este volumen, crean su propio egregor personal de que usted saca conocimientos y en que los almacena. Tal acumulación está creando no por una generación. Esto ya será no su egregor personal de usted, sino el egregor de la familia. En él están todos los conocimientos adquiridos por su familia. Si sus representantes de ella nunca meditaban en el establecimiento de la interacción con la vida y las personas a la base de las leyes de la naturaleza, el egregor familiar guardará precisamente esta experiencia. 

Si usted aspira a la comprensión de la vida, no se puede apoyarse en los conocimientos de la familia. Pero precisamente las contradicciones entre lo que le es entregado por la familia y lo con que usted se encuentra en la realidad – es el desarrollo de su conocimiento de usted. De ese modo usted llena el egregor patrimonial con los nuevos conocimientos, más perfectos y progresivos, corrigiendo los viejos, anticuados. 

Los egregores se crean por el pensamiento, por eso tienen todas las propiedades del pensamiento, a saber – los pensamientos iguales se acercan uno a otro, los diferente se apartan. En efecto, ¿con qué persona es más agradable comunicarse? Es natural que con la persona cuyos pensamientos coinciden con los suyos de usted, que puede ser comprendida sin palabras. La persona que tiene los pensamientos que no coinciden con los suyos, le es desagradable. Según el mismo principio egregores cooperan entre sí mismos. Los egregores unidos tienen un mayor potencial del pensamiento, guardan en sí un mayor volumen de los conocimientos, y puesto que unen algunas familias, son accesibles a un número más grande de las personas. Desde la infancia nos han acostumbrado a los conocimientos estadísticos medios, por eso cada uno puede sacar de egregores solamente tales verdades, grises y feas. 

Para cambiar el contenido de los programas pensadores en el egregor y trasladarlo en las relaciones recíprocas con egregores más “inteligentes” es necesario cambiar el pensamiento propio. Se puede cambiarlo solamente por medio de la aceptación de la información correspondiente y su comprensión práctica. Si el proceso de la interpretación no está puesto en marcha, se puede leer la información muy interesante e instructiva a lo discreto – pero el contenido del egregor no se cambiará, tampoco el carácter de su interacción de usted con el Campo.

Pero le es interesante a usted saber cómo su egregor patrimonial podía influir en el destino de su familia. Así, usted se apasionaba por muchas doctrinas. No teniendo la argumentación práctica y comprendida (la información recibida no fue seleccionada), usted no ha ajustado las leyes de la interacción según los acontecimientos del mundo exterior y según el egregor. Con eso ha inscrito en él todos los conocimientos adquiridos sin distinción (el egregor es como un saco en que se almacena cualquier su pensamiento de usted), habiendo cambiado su potencial y habiendo creado una tensión. El potencial del egregor ha crecido, pero no se ha fijado en él, puesto que no fue comprendido por usted y no puede realizarse en la práctica, pero le es necesario descargarse en alguien, exige la salida. Aquí se descarga en sus fundadores … 

¿Qué hacer? Es necesario pedir perdón a la vida, reconocer que la renuncia de los conocimientos es una vía sin salida a ninguna parte. Es imposible adquirir en seguida el conocimiento de la vida, por eso es necesario por lo menos comenzar a hacer las tentativas de poner en marcha este proceso, habiendo manifestado el interés por él. Luego hace falta pedir ayuda a Dios y comenzar a programarse a sí mismo y la vida ulterior en la dirección necesaria. Es necesario comenzar a hacerlo exactamente ahora. Es el trabajo serio y grande.

Y bien, es menester cumplir los ejercicios del Chi Kung para allanar la energética en el organismo. Y aún: usted y solamente usted crea el egregor por sus pensamientos. Él percibe y oye solamente sus pensamientos comprendidos por usted. El mejor modo de la comprensión de los pensamientos es la práctica. En este caso la práctica será el conocimiento de los conocimientos básicos de la salud. Podemos darle la multitud de los consejos que no le darán a usted ningún fruto, porque no son sus conocimientos comprendidos. 

Esperamos que, habiendo leído nuestra carta, usted comprenderá su error – la ausencia de la práctica de las relaciones recíprocas con la gente. Usted ha negado a lo más principal que se da por la vida – la interacción con las personas que le llevan y con las que usted trata de llevar tras de sí. Las personas conducidas le son simplemente necesarias porque de sus egregores entran seguramente en la interacción con el suyo de usted y eliminan la deformación energética en su programa informático de usted. Para llevar la persona tras de sí es necesario crear el mundo a que la llevará, por lo menos en la imaginación, y saber cómo hacerlo. Usted no tiene tales conocimientos. La persona que no ha aprendido a seguir a alguien no llevará a nadie tras de sí (la ley de la acción y la reacción). 

En el sistema de la interacción de las personas todo debe ser subordinado a las leyes fundamentales de la naturaleza. Si en calidad del punto de partida para el desarrollo usted escogió los libros y las doctrinas canonizadas, usted es el realizador de su aplicación y la interpretación práctica. Por eso le es necesario, elevando el nivel potencial de la comprensión y la interpretación del egregor pensador personal, equilibrar todas las contradicciones y las fuerzas que funcionan en él sin daño a los circundantes. Se puede hacerlo solamente por un modo – crear la Doctrina propia que corresponde a las exigencias y las tareas del Universo.

Esta tarea es superior a las fuerzas de muchas personas. La mayoría de la gente no es capaz de hacerse los fundadores de una Doctrina cualquiera, por eso su destino es estudiar. El estudio supone la adquisición de los conocimientos como de relevos, en concordancia con la Ley de la Jerarquía que dice que la continuidad y la consecuencia de algún proceso compone la interacción de los intereses de tres niveles.

Durante el estudio el primer nivel es presentado por el hombre de que usted estudia; el segundo nivel – el hombre a que usted transmite los conocimientos comprendidos y recibidos del maestro; y el tercero (el más activo y dinámico) es compuesto por usted mismo cuando usted acepta los conocimientos del maestro, comprendiéndolos conforme a los acontecimientos de la vida, preparando así su transmisión a los continuadores.

A la observación de la cadenita semejante de la sucesión, usted allana el potencial infoenergético del egregor con los egregores del maestro y del alumno, no dejándolo derramar al nivel físico, sin daño a nadie.

Que le vaya bien.

La opción de los modos de la solución de los problemas tiene dos variantes.

La primera es cuando en la cabeza de la persona dos preguntas surgen al mismo tiempo: “¿qué?” y “¿cómo?” Esto significa que la apreciación de la realidad por la Conciencia se va a modo “qué?”, por ejemplo, “¿qué necesito para tener la salud o dinero?”, y la subconsciencia, habiendo escaneado las perspectivas posibles del desarrollo de los acontecimientos reales alrededor de la persona, en el acto da la respuesta “¿cómo?”, indicando a la necesidad de la ejecución de los pasos prácticos para recibir los bienes. A lo mejor llegará la comprensión de la necesidad del recibo de unos conocimientos, prácticas, experiencia o de la interpretación de la realidad, y como resultado está claro que acciones deben ser ejecutadas para recibir el resultado necesario, etc. 

Si usted ha notado, en este caso la Conciencia y la subconsciencia funcionan en la conformidad rigurosa con las necesidades vitales interiores de la persona y dirigen sus pasos prácticos, sus actos y acciones. Con eso no se menoscaban los intereses de alguien. La persona se adapta a las condiciones existentes del medio exterior por el modo más ventajoso para sí. Las funciones de adaptación han cumplido su tarea principal – le han dado la posibilidad de sobrevivir en las condiciones disponibles.

Si con eso algo no le gusta a la persona y quiere mejorar la cualidad de su vida, tiene que dar la demanda a la subconsciencia para la apreciación comparativa de las posibilidades con las condiciones reales del medio exterior para realizar los deseos. Cuando las posibilidades de la persona permiten realizar lo deseable, la persona recibirá la solución de sus problemas. Si las posibilidades están en contradicción con la realidad, la subconsciencia dictará la dirección para realizar el deseo. La interacción semejante de la persona, sus posibilidades y la realidad (del medio exterior) pasa de modo natural, sin esfuerzos de la persona ni del medio exterior en el plan kármico.

Es natural que en este caso la Conciencia y la subconsciencia deben cooperar con el programa informático de la naturaleza en el Nivel que se encuentra más arriba del Nivel de la disposición de los programas de otras personas y la Humanidad (de la Noosfera). Solamente en este caso la subconsciencia es capaz de “ver”, estimar y componer las situaciones, necesarias a usted. ¿Por qué la subconsciencia puede saber qué debe hacer? Oye su pensamiento consciente de usted y se le somete a él. Con otras palabras, por medio del pensamiento usted crea el programa informático por que la subconsciencia se guía.

Este programa informático no es otra cosa sino la forma mental creada por sus pensamientos-demandas de usted. La vitalidad de la forma mental depende de sus objetivos de usted y las intenciones de la realización. El pensamiento-deseo casual expresado por usted, pero en lo sucesivo no reforzado por los pensamientos idénticos según el contenido al primero, con el tiempo se neutraliza. ¿Cómo esto se manifiesta en la vida?

Supongamos que habiendo entrado en una tienda, usted ve una cosa que le gusta, usted tiene ganas de comprarla, pero no lo hace, por la ausencia de dinero. No habiendo adquirido la cosa, usted no se amarga mucho porque no tenía la necesidad, sin embargo el pensamiento-deseo manifestado le ocupa a usted un tiempo, usted la premedita, comienza a pensar que sería necesario adquirir esta cosa, etc. En usted es estimulado el deseo de ir a la tienda y comprar la cosa. Al día siguiente lo hace, pero en la tienda no hay esta cosa, fue comprada por alguien.

¿Qué ha ocurrido? Es que su primer pensamiento sobre la adquisición de la cosa fue neutralizado por el pensamiento siguiente que esta cosa no le es muy necesaria, y por eso la creación de la forma mental no tuvo lugar. La agonía del pensamiento inicial inquietaba un poco sus deseos de usted, pero esto fueron solamente los últimos calambres. En la realidad su pensamiento de usted no adquirió la fuerza práctica, y por eso no tenía la posibilidad su deseo de realizar. 

El pensamiento-demanda que corresponde a las necesidades vitales, naturalmente, adquiere la vitalidad y se fija en el espacio de programa (en el Campo Infoenergético) en su cierto Nivel. Sus pensamientos de usted sobre la realización del deseo aumentan la fuerza y la potencia (el potencial) del pensamiento inicial. Si usted no tiene duda, el pensamiento-demanda aumenta considerablemente el potencial. Si las dudas se apoderan, teniendo el potencial opuesto, neutralizan el pensamiento inicial, habiéndolo hecho incapaz. Precisamente por eso no se puede dudar del asunto comenzado. No se puede, aún sin comenzar el asunto, pensar que nada le resultará. En este caso el pensamiento pesimista será inicial, influirá su mentalidad y su Conciencia de usted, neutralizando todos los pensamientos ulteriores del éxito.

Las dudas surgen por los miedos distintos junto a la comparación de la individualidad con las exigencias de la realidad de que usted no tiene el conocimiento. Por eso, para no crear los problemas en el campo de la realización de la idea, ante todo es necesario realizar el análisis a la conformidad de los conocimientos y las cualidades de la realidad viva, eliminar esta disonancia, habiendo adquirido los conocimientos necesarios y las prácticas. Entonces su pensamiento de usted será reforzado no sólo con el contenido, sino con el conocimiento, también con la intención firme de la realización. La fuerza y la potencia de la forma mental creada así le incitará a usted a la acción consciente y sensata compuesta de la multitud de los pasos consecutivos. 

La forma mental crea el éxito en el asunto del modo siguiente: puesto que el espacio de la vida de un individuo es la comunidad de las personas, en su programa informático de ellas pasa la interacción de las formas mentales. Precisamente el programa de la Humanidad lleva en sí la información sobre la necesidad de las acciones comunes de las personas en cualquier asunto. Por eso la forma mental del individuo escanea el programa informático de otras personas del ambiente entra en la interacción con él, formando el egregor común del asunto. Si en el ambiente de la persona no hay personas con los programas idénticos, la forma mental escanea los programas de las personas del espacio de su vida, encuentra las que le son necesarias y las atrae por los modos de todo género para el conocimiento con esta persona. 

El éxito en el asunto depende de muchas propiedades del egregor formado y los programas individuales de las personas unidas por él. Aquí se toman en consideración las cualidades personales de cada participante del asunto, el grado del estado de preparación y el deseo de conseguir el objetivo fijado. La forma mental es solamente las premisas del éxito, todo el resto depende del carácter de las personas, de sus acciones y aspiración a la armonización (al establecimiento de la unidad y la observación de la Ley de la Jerarquía), de la cohesión en su colectividad de ellas.

El segundo modo de la solución de los problemas es cuando las preguntas “¿qué?” y “¿cómo?” en la cabeza nacen sin coordinación, pasando la corrección considerable, en los límites de los intereses individuales y las fantasías del Ego. En este caso la subconsciencia, habiendo realizado el análisis de las posibilidades de la persona y lo que la persona puede recibir con su ayuda en la interacción con la realidad, da concienzudamente la “lista” de las acciones y los pasos posibles. Pero la persona, siendo apasionada por sus ideas, intenciones y planes, no desea conformarse con la realidad, quiere tener lo que quiere tener, en contra de ella. Entonces la Conciencia muy a menudo, habiendo renunciado todas las reglas morales y éticas de la relación recíproca armoniosa con el medio exterior (con la realidad), indica a la persona las acciones que llevarán al resultado deseable no gracias a ella, sino en contra. 

Un Principio Moral y un Interés Material (la parábola de Ambrose Bierce[143])

Un Principio Moral se encontró una vez con un Interés Material, en tren de cruzar un puente sobre el que sólo había paso para uno.

– ¡Arrójate, ruin – tronó el Principio Moral, – y déjame pasar encima de ti!

El Interés Material simplemente miró al otro en los ojos, sin decir palabra.

– ¡Ah! – dijo el Principio Moral, vacilante. –  Echemos suertes, para ver quién de nosotros se aparta hasta que el otro ha ya cruzado.

El Interés Material mantuvo su inquebrantable silencio y su imperturbable mirada.

– Con el fin de evitar un conflicto, – volvió a hablar el Principio Moral, ya un poco incómodo, – yo mismo me voy a echar, y te permitiré pasar por encima.

Entonces el Interés Material recuperó el habla.

– No creo que seas un buen paseo, – dijo. – Soy un poco exigente acerca de lo que piso. Supongamos que te arrojas al agua.

Y así se hizo.

Estas acciones pueden ser: la mentira, la traición, la traición, la falsedad, el atentado al bien y la vida de otra persona etc. Recientemente por la televisión era un programa televisado sobre el asesinato premeditado de los niños en una de las maternidades de Ucrania cuando para el provecho los médicos  tomaban los órganos y las células troncales de los chiquitines vivos, siendo completamente indiferentes a los tormentos de un niño. ¿Cómo caracterizar la conducta de homo sapiens que mata al chiquitín indefenso para trasplantar sus órganos sanos al enfermo? Las acciones semejantes se observan en todas partes.

En nuestro mundo, tal perfecto, humano y civilizado, hay una esclavitud, una violencia, un engaño, una crueldad, una indiferencia, un egoísmo. ¿De qué las personas que viven en el tiempo presente, en el pico del florecimiento del progreso científico-técnico, se distinguen del retatarabuelo que tenía los instintos y las costumbres del animal salvaje? Absolutamente de nada. Según sus parámetros mentales el hombre se queda el mismo salvaje con un rictus bestial. Se ha cambiado solamente la táctica de la manifestación de estos instintos vestidos en la ropa hipócrita de la pseudomoral.

El mundo de los seres humanos se ha vuelto loco. Está listo a sobrevivir a toda costa y abastecer su bienestar. Para la supervivencia propia homo sapiens se asemeja a un animal loco, enfurecido que en el camino a la vida feliz y abastecida borra todo lo vivo, habiendo puesto sus intereses propios sobre las posibilidades de la realidad. Además se cubre hábilmente por las hablas sobre el humanitarismo, la moral, la conciencia, la ética, mostrando un rictus no humano. En tal profesionalismo de la creación del “bien” el diablo mismo resulta descalificado. Hasta él no es capaz de rivalizar con homo sapiens ingenioso.

No casualmente hemos citado los ejemplos semejantes porque, que hasta en la forma tan cruel, pero las personas del mundo moderno en la lucha por la supervivencia cometen una infamia de todo género, habiendo pisoteado todos los principios de la humanidad, escudándose con la moral, la fe en Dios y las ideas del perfeccionamiento espiritual.

A veces nos hacen preguntas: “¿Por qué en la Doctrina está mencionado Jehová? Esto se parece a la secta” o “¿Si hay garantía que su doctrina de ustedes es de las fuerzas claras, en vez de las oscuras? Ustedes describen Dios que no es tan misericordioso a las personas como debe ser en realidad” etc. Respondemos. No teníamos por objetivo describir Dios o caracterizarlo de cierto modo. Teníamos y tenemos solamente un objetivo – enseñar a las personas quedarse seres humanos en la lucha por la supervivencia, no sólo conservar sino también desarrollar las cualidades humanas gracias a que las personas se hacen los seres humanos. 

A su tiempo la religión ha hecho el acto sabio. Ha dado a las personas la imagen del Hombre Ideal – Jesucristo que ha preferido morir, pero conservar las cualidades dignas del ser humano. Por toda la historia de la Humanidad se encontró solamente un hombre quien se sacrificó a sí mismo a la gente con un objetivo – mostrar a todo el mundo el peligro de los instintos bestiales que se han fortalecido en la Conciencia y la subconsciencia a modo de los programas distintos. ¿Y cómo las personas respondieron? Elevaron en rango de un dios, le rezan a Él, celebran los festejos distintos dedicados a Jesucristo, conservando con eso el mismo rictus bestial que en otro tiempo ha arruinado su ídolo.

Nadie piensa en lo que en la imagen de Jesucristo las personas han crucificado no tanto Dios como a sí mismas. Han crucificado su humanitarismo de ellas, habiendo dado la preferencia a la imagen del animal en sí mismas. No se ha cambiado nada de aquellos tiempos remotos, a no ser por el nivel del desarrollo de la civilización, pero ella tampoco es contra la persona. Sus rasgos podrían ser completamente hermosos si personificasen “homo” humano, pero mientras tanto esto no pasa. La Cúspide de la Creación y el favorito de la naturaleza se queda un prototipo del oponente de Dios, como antes prefiriendo tener amistad con el dragón. 

La amistad con el dragón (la parábola moderna)

A la consulta de un psiquiatra llegó un hombre desesperado y contó que cada noche un gigante dragón de tres cabezas le llega a él. Al paciente le era tan terrible que no podía dormirse por las noches y se encontraba al borde de la enfermedad nerviosa. Hasta empezaba a pensar en el suicidio.

– Creo que podría ayudarle, – dijo el psiquiatra, – pero debo advertir: el tratamiento durará un año o dos y costará tres miles de dólares.
– ¡Tres miles de dólares! – exclamó el visitante. – ¡Olvídese todo que le decía aquí! Por tal suma mejor iré a casa y trabaré amistad con el dragón.

¿Dónde es necesario buscar la presencia de las fuerzas oscuras – en el ser humano o en aquella realidad (la vida) que es descrita en nuestros libros y que él trata de crucificar por fas o por nefas?

Así, al nivel del biorobot las Leyes de la Moral solamente son declaradas. Además son destacados de todas maneras tales postulados como la importancia de la observación de las tradiciones de los antepasados, la preocupación de los parientes y el amor a ellos. Todo esto es para cultivar en el oponente el sentimiento de la debilidad, la blandura, la inseguridad en sí mismo y solamente con un objetivo para sobrevivir usando su potencial mental, físico y biológico. La reunión en este nivel tiene solamente un objetivo – “¿contra quién tendremos amistad?”, es decir “¿a quién hoy comeremos cómo un individuo?”

Los mercaderes y el guía

Una vez los mercaderes tuvieron la intención de visitar los países de ultramar. Conforme a la ley del viaje, primero tenían que encontrar un guía y solamente después era posible emprender  la marcha.

Los mercaderes se pusieron a buscar y encontraron el guía. Les llevó en seguida. Aquí llegaron al borde del gran desierto. Había allí un templo donde se hacía la víctima al cielo. Era necesario sacrificar a un hombre y solamente después de esto fue posible seguir viajando.

Los mercaderes se pusieron deliberar:

– Nosotros somos parentela. ¿Cómo es posible matar a alguien de nosotros? Hay un solo guía. Se puede sacrificarlo al cielo.

Pero aquí acabó la ceremonia del sacrificio. Los viajeros se apartaron del camino, no sabiendo a donde irse. Todos murieron del agotamiento y el cansancio.

Esta parábola describe de un modo evidente el límite hasta que los hombres-biorobots son capaces de unirse entre sí mismos. Ya que el cuadro común del Universo como la Idea de la Vida de Dios para ellos está desconocida y es invisible, cualquier portador de la novedad, como si eso fuera el guía en el Camino de Tao o el Salvador mismo, es apreciado por ellos como amenaza directa al bienestar (a la aspiración a sobrevivir), con todas las consecuencias. Si analizar la historia de la Humanidad de este punto de vista, se basa según este guión.

Hace falta acordarse del axioma deducido en el primer capítulo: el hombre-biorobot ve no más del 2–5 por ciento del mundo real, por eso atiende a la Idea de la Vida perfectamente expuesta en los Diez Mandamientos de Jesucristo, los acepta, pero no puede aplicarla en la vida real, que es ilusoria para sí mismo. Esto significa que hasta tanto que el hombre-biorobot despierte la Conciencia y abra el neocórtex – es imposible ver el cuadro real de la vida en toda su plenitud y realizar estos Mandamientos admirables, por más que sean repetidos y como quiera que sea hecho. ¡Todo se quedará al nivel de las declaraciones y las buenas intenciones! 

Gracias a las cartas podíamos no sólo comprender y sentir los problemas de las personas, pero (esto es lo esencial para nosotros) hemos encontrado las respuestas a las preguntas vitales. Las personas que no deseaban hacerlo, tratando de recibir por medio de nosotros la receta acabada del conocimiento de la realidad, nos han enseñado a pensar, razonar, vivir en concordancia con los acontecimientos reales de la Vida, sacando con eso el máximo de la utilidad para nosotros mismos. Estamos agradecidos a las personas por sus preguntas a las cuales no sabíamos las respuestas. Solamente gracias a ellas hemos podido salir del mundo de las ilusiones e indicar a las personas un Camino a Dios Vivo (a la Vida), lo sólo justo, – es una realización de todos los milagros esperados de la Vida, de por sí, en la actividad práctica. Más altas serán sus pretensiones de usted, más ancha debe la banda de la percepción de la realidad y la interacción con ella. 

A la lectura de nuestros libros las personas especialmente “comprensivas” nos reprochaban a menudo que otros autores escriben sobre lo mismo. Ahora nos preguntan – ¿por qué rechazamos la existencia de Dios, por qué no escribimos nada sobre el destino de los atlantes, sobre la misión de la persona en la Tierra y no contamos del Sistema? Al principio pensábamos que las personas no han prestado atención, les dábamos los puntos de referencia exactos como los títulos de los artículos y los números de las páginas de nuestros libros donde está escrito detalladamente sobre todo. Pero ahora comprendemos que las personas leen solamente lo que les es posible, no prestando atención a lo resto en general. Esta circunstancia toca su conciencia de ellas solamente después de leer los textos de los libros muchas veces (solamente las unidades son capaces de hacerlo). Todos otros manifiestan ofensa y agresión.

La respuesta a una carta:

Buenos días.

Seremos muy contentos, si usted comprende nuestra respuesta y toma en consideración. Esto nos permitirá hacer el diálogo constructivo con usted.

1. La cita de su carta de usted:

“Las dudas fueron añadidas por los artículos que me dio una persona, en otro tiempo le di a ella la Doctrina para leer: encontró en la red sus antagonistas fervientes y las partes del Sistema”.

La explicación:

Cualquier persona pensante tiene seguramente las dudas acerca de la información con que se encuentra. Las dudas dan la posibilidad de comparar la imagen de la realidad – la imagen formada por la información recibida, con lo que la persona recibe en la práctica, en la vida. Tal comparación permite separar “el trigo y la mala hierba” en cada bit de la información y crear en la Conciencia la imagen consciente y sensata del acontecimiento real de la vida, en vez de la inventada por medio de las emociones. Pero solamente la persona pensante obra así. Por desgracia, usted no quiere cumplir este trabajo. Quiere poseer la información “en limpio”, libre de “la mala hierba” y seguramente reconocida por todos. La aceptación incondicional por todos de la información que va de usted, como el arrebatamiento perplejo “¡ah, y dónde lo tomaste, es lo que es necesario!” endulzaría su amor propio, no habiendo llamado ningunas dudas. 

Ahora acordemos aquellos sentimientos y pensamientos que les han hecho a usted dirigirse a nosotros y adquirir el Sistema de la Armonización. ¿Qué buscaba usted y para qué le era necesario el Sistema? ¿Buscaba la satisfacción de la curiosidad a propósito de qué los autores del Sistema aún podían inventar o le era necesaria la información adicional para comprender aquellas preguntas que para usted todavía se quedan sin respuestas?

Si usted buscaba la satisfacción de la curiosidad – la encontró, habiendo recibido las partes del Sistema y habiendo leído la Doctrina Secreta. Si buscaba las respuestas a las preguntas a propósito del sentido de la vida  – lo recibió, solamente todavía no ha comprendido todo el mundo, puesto que no ha bastado el impulso para la comprensión y la interpretación de todo lo que está escrito en nuestro trabajo. No ha bastado la comprensión y la interpretación solamente por esa razón que usted busca su camino de la vida – el camino exclusivamente personal, individual, mirándose en la opinión de los demás (hace falta decir que en caso de la opinión ajena también hay que separar “el trigo y la mala hierba”, pero usted no lo hace. En este caso permítanos preguntar: “¿Si tenemos alguna parte en ello?” Usted ha tomado el Sistema de nosotros, y ha escogido los otros como los guías. Usted les pregunta, obrando en concordancia con sus recomendaciones de ellos, pero nos presenta las pretensiones en cuanto a su malogro. ¡Muy bien!

Más, la segunda causa de la insuficiencia de la comprensión es lo que usted no se ha dignado llevar a la práctica los conocimientos recibidos. No hay secreto que somos conexos con las personas, estudiamos de ellas, recibimos de ellas los conocimientos, pero el mejor maestro es la vida. Para nosotros la vida no es simplemente una noción distraída, es nuestra actividad cotidiana, la observación constante, el conocimiento, la comparación, la interpretación y la comprensión. Si la usted puede aplicar la información recibida en la actividad y recibir el resultado (no es importante, favorable o no), usted tiene que hacer con la información verdadera. Si la información es puramente especulativa (o se ve como tal) y no tiene ninguna importancia práctica, ella no puede ser verdadera  en principio, es una ilusión absoluta y una fantasía (exclusivamente de “las fuerzas oscuras”).

Como usted puede ver, es muy fácil de acusarnos y cualquiera, incluso los Roerich o Karl Marx, de la falsedad de la información, si simplemente leer y apasionarse por las “curiosidades” en ella. Pero si llevarlo a la práctica, en la vida, el cuadro se dibuja en absoluto otro. ¿Qué significa llevar a la práctica? Es muy simple. Nuestra actividad práctica está vinculada por las relaciones recíprocas con otras personas. Si la aplicación de la información es capaz de influir sobre la cualidad de estas relaciones recíprocas, usted recibió su aplicación práctica, pero si no podía hacerlo y simplemente informó a las personas y no más, la información no tiene la aplicación práctica.

Respetado interlocutor, usted espera que la aplicación de la información en la práctica dé solamente los resultados positivos. Pero no hay que esperar nada bueno de ellos, porque en seguida habiendo recibido el bien el hombre se tranquiliza, redondeando de ese modo el proceso pensador. Habiendo recibido el negativo, el hombre piensa. A su tiempo éramos agradecidos a las personas por las preguntas muy inconvenientes, nos hacían pensar, buscar las respuestas y no en las nubes sino aquí, en la tierra, entre la gente, es decir en la práctica. Usted lo teme, pero sin poner en marcha el proceso pensador usted siempre experimentará las dudas y nunca resultará nada.

Además, deseando recibir solamente el positivo, usted ha olvidado completamente que todavía es necesario merecer tal resultado. Su contenido interior o, como dicen, sus cualidades espirituales y el estado de la Conciencia deben corresponder a los ritmos de vida y aquellos acontecimientos que pasan en la vida real, en vez de en su imaginación de usted. No es posible hacerse el líder si no hay personas que le reconocerían a usted; no es posible hacerse el héroe si usted no ha hecho la hazaña de que los otros no son capaces; no es posible hacerse el presidente si no hay los que le apoyará a usted y abrirá camino a este puesto. Es decir todos nuestros éxitos y fracasos en la vida están vinculados a las personas de que usted se aparta.

La causa del susto es la no preparación absoluta y la incapacidad en la comunicación. Por lo visto, usted ha menospreciado todas nuestras recomendaciones de la autopreparación, como, por ejemplo, el trabajo con el papel... Este hecho dice que usted no controla el curso de los pensamientos no sólo sobre el papel, sino también en general, porque “¡Bienaventurados los que comprueban sus vías.”

Cada momento usted tiene que verse con unos u otros acontecimientos en que usted es el protagonista: alguien le injurió porque usted le pisó el pie; la mamá es descontenta porque usted no la ayudó en la casa; en el examen usted sacó la mala nota porque ha pasado la tarde en una compañía alegre y no se ha preparado para el examen. Hay multitud de tales ejemplos, ellos son su vida de usted, precisamente estos casos le enseñan a usted. Y que lección usted adquirirá en esta escuela, depende de usted y de su Alma. ¿La mamá se ofendió? ¿Usted  volvió las espaldas a ella? Pero ya que la mamá tiene derecho de sermonear. Usted manifestó la indiferencia – recibió el negativo. Si piensa y se corrige – recibe el positivo. Se quedó indiferente y desatento a las personas circundantes y pisa sus pies – usted recibirá el negativo. Usted se corrigió, es más atento a la conducta en la sociedad de la gente – usted recibe el positivo etc. De tales bagatelas se forman nuestras Persona y Alma. 

Es fácil volar en los sueños y los deseos, pero la vida se hace aquí, abajo, en la tierra. Es necesario aprender notar y edificar precisamente esta vida. Nadie llegará y construirá las relaciones recíprocas hermosas humanas entre usted y la mamá, con las personas circundantes. Todo esto debe ser hecho por usted, observándose y controlándose a usted mismo en cada paso.

Las personas quieren mucho, aleccionando a los otros, hablar sobre la moral. Pero cuando llegan a la situación concreta, entonces las cualidades verdaderas del Alma humana se manifiestan, a veces las cualidades completamente no humanas. Por ejemplo, la partición de bienes. Supongamos que tres personas parientes son los pretendientes a la herencia. No se les ocurre la idea de sentarse y tranquilamente  llegar a un acuerdo sobre la división de bienes. He aquí “cortar” su la parte de león, aquí no son necesarios ningunos consejos y opiniones, cada uno es “Juan Palomo”.

Como regla, el más previsor y el más descarado de los herederos se apodera de la parte del león. Además al mismo tiempo todos olvidan por completo de la moral. Por alguna razón en tales asuntos nadie da oídos a la opinión de otras personas, todos hacen a su manera y solamente en sus intereses propios. Piense sobre esto y esté agradecido al que aporta la duda en su Conciencia de usted. Se puede decir que lo hacen a petición de su Yo Superior para que es importante que usted comience a pensar, quite de usted mismo las gafas rosadas, que baje de los cielos a la tierra, haciendo la persona honrada, buena y sabia. ¿No tiene usted deseo? ¿Entonces qué pretensiones a nosotros? Si usted realmente tiene que conocer la Vida, y nos escoge como los guías, se haga nuestro continuador, en vez del continuador de los que no saben lo que quieren. 

En cuanto a las partes del Sistema sacadas del Internet que pueden ser recibidos gratis, es una trampa para los que quieren recibir “el queso de la ratonera”. Les somos agradecidos a estas personas. Nos han librado de la onda de los discípulos falsos, ¿Quiere usted engrosar sus filas?

En el momento actual trabajamos con los que han aceptado la idea de la Doctrina y del Sistema, la ha comprendido y se han hecho nuestros continuadores. Todos los demás quien sueña “tener un buitre volando” y en realidad no sabe lo que quiere, no nos inquietan. Es evidente que todavía es temprano para ir a la Evolución, es necesario comprender consigo. 

Para que sea evidente ilustremos con los ejemplos de la vida. Los productos de la alimentación que se venden en los mercados y las tiendas, pueden ser perfectamente obtenidos en los basureros,  los muladares (a propósito, algunos ciudadanos degradados lo hacen). Sin embargo nadie está disgustado con los vendedores que toman el dinero por los productos frescos y de alta calidad. Sí, a decir verdad, nadie tiene tal pensamiento, a diferencia de los que buscan el pasto espiritual. 

Mencionábamos más de una vez que el Internet es un molde de la vida en el que con los ejemplos elevados hay unos basureros. Usted ha comprado las partes del Sistema – cualitativas y certificadas por los autores, y su amigo de usted ha traído algo estancado y podrido del basurero. Sin duda, el productor no responde por este producto. Y si tomar en consideración que este manjar podía ser contagiado por un portador de la tuberculosis incurable, o del Virus Ébola, o  de SIDA, tiene que tres veces pensar antes de tomarlo en las manos.

Pero las personas piensan por alguna razón que los virus tienen relación solamente al mundo material y solamente aquí hace falta guardarse de ellos. Sin embargo la naturaleza de todos los virus en la Tierra es infoenergética. La persona que tiene en el cuerpo los bloques psicoinformativos, atrae a sí misma los virus materializados. El ejemplo evidente del trabajo de este mecanismo sirven las así llamadas enfermedades incurables. Pero como la ciencia ha aclarado, su incurabilidad es aparente e imaginada. Sólo tiene que meditar sobre la situación, habiendo comenzado la búsqueda de la salida de la crisis por medio de la interpretación crítica de sí mismo y de la posición en que se ha encontrado, como la enfermedad incurable retrocede, y a veces desaparece en absoluto. Esto muestra que la naturaleza de estos virus incurables – desde el punto de vista de la medicina – no es exterior, no pasa de la persona a la persona por medio de los contactos físicos, sino es puramente interior, pasa por medio de los contactos infoenergéticos, por medio del pensamiento que pasa de la persona a la persona, hasta en el nivel inconsciente. 

La fuente y el caldo de cultivo de los virus infoenergéticos es “el síndrome del Salvador”  que ha abarcado toda la Humanidad. Por eso la mayoría aplastante del electorado pone todas sus esperanzas en la llegada del Salvador que solucionará todos sus problemas, además las personas desisten voluntariamente de la solución de los problemas, habiendo caído de la Vida real. En este caso la persona se desconecta de la Evolución, definitivamente e irrevocablemente rechazando la Ley de la Unión, es decir tiene la disonancia completa con la Vida. 

Es que el montón de programas exteriores que dirigen el hombre-biorobot con la Conciencia del 2–5 % ya es amenazadoramente grande. Pero apenas en su cabeza fue metido el pensamiento de delegar los problemas, habiéndolos colgado en los parientes, la sociedad, el estado, el Salvador, los extraterrestres, esta masa se ha convertido en la crítica. En este estado la persona presenta la amenaza para sí misma así como para todo el Universo, la Evolución y Dios. Así, pone en marcha el autoliquidador, ¡y los virus surgen como por sí mismos de la subconsciencia en que hay todo! Lo que en la realidad el asunto es éste es mostrado por el hecho significativo que durante todo el tiempo del trabajo en la Doctrina y el Sistema a nosotros no se ha dirigido nadie de las personas infectadas con el virus V.I.H. 

Además, sobre todo esto está escrito en nuestros libros que usted no ha comprendido hasta el fin. ¿Usted quiere todo el mundo y en seguida? Pero la vida continúa y usted la crea, día tras día, grano por grano, en cada acontecimiento, por eso tiene que comprenderla tanto cuanto vive. A nosotros nunca venía a las mientes que debemos dar a las personas las instrucciones acabadas de la conducta en cada situación concreta. En este caso la persona irá por la vida como un niño pequeño y caprichoso, vestido con los pantalones cortos.

Destacábamos más de una vez y continuamos hacerlo que nuestra tarea es dar a las personas solamente los puntos de referencia que puedan reunirse con el concreto acontecimiento corriente vital y corregir en sí mismas su percepción por manera que se acabe con la salida favorable para ellas. Con otras palabras, indicamos solamente la vía, pero no más de eso. No somos responsables de las personas que van por otra vía. La idea del Sistema y de la Doctrina puede ser realizada solamente en la unidad con nosotros y con los que van por la misma vía. ¿Su opción? O usted nos sigue y estudia lo que sabemos, o sigue a los que van por “su propia” vía. Es fácil encontrar a nuestros oponentes en el Internet, usted ya ha llegado a ellos. 

2. La cita de la carta:

“Además  ustedes dicen que el Sistema es solamente un índice, el 1 % del éxito común, todo lo demás es nuestro trabajo personal con la comprensión y con ustedes. Sí, esto es la lucha eterna contra los estereotipos”.

La respuesta:

Este tema es bastante iluminado en nuestros libros. Es importante comprender correctamente la lucha contra los estereotipos. Por alguna razón la mayoría de las personas encuentra que es necesario captar constantemente y sacar los estereotipos de sí mismo. El trabajo con los estereotipos es también su trabajo de usted con la información. Se puede oír sobre nuestras faltas de los próximos, habiendo ofendido que no le han aceptado tal como es, no le han comprendido. En este caso la ofensa no desaparecerá sin dejar huella. Es como un espasmo en su sistema nervioso y se “establecerá” en uno u otro órgano del cuerpo. Las personas llevan en sí mismas muchos tales espasmos y luego se asombran, ¿por qué están enfermos? 

Pero es posible obrar de otro modo. Siéntase usted mismo el centro de algún acontecimiento. Si ocurrió, algo que se encuentra en usted lo atrajo. ¿Qué es esto? Se da a conocer por medio de las emociones. Controle sus emociones de usted. Son seguramente vinculados a unas orientaciones interiores, las convicciones o los estereotipos. ¿Le es desagradable el acontecimiento cuyo participante es? Significa, su convicción no se empalma con la vida, es necesario corregirla.¿Quiere usted tener solamente los acontecimientos favorables? Cree en usted mismo tal convicción que atraería las situaciones necesarias para usted. ¿Qué deben ser estas convicciones? Aquí se manifiesta su trabajo de usted.

No haremos nada por usted. Claro que podemos dictar que convicción le es necesaria a usted, pero no la crearemos por usted, no comprenderemos, no comprenderemos, no reconocemos la necesidad de ella y no podemos llevar a la práctica, por lo mismo fijando en la memoria del Yo Superior. ¿Pero quién trabaja? ¿Usted o nosotros?

Diga, ¿si tenemos que examinar detenidamente sus problemas de usted y comprenderlos? Naturalmente, no nos son necesarios. Tenemos bastantes preocupaciones. Usted se dirige a nosotros porque no puede comprender la situación, le es necesario el apoyo de alguien y un buen consejo. Pero habiéndose dirigido, nos hace trabajar para usted. Por medio de las sensaciones nos disponemos a usted, en realidad nos compenetramos con usted, determinamos el vector de la búsqueda de su Alma y luego indicamos la única vía justa. Pero usted puede rechazar por la incomprensión, llamarnos engañadores, etc.

Pero además nuestros recursos internos son gastados, ¿Quién los compensará? Claro, el consumidor, a quien trabajamos. ¿Cómo? Claro, por el dinero que podamos adquirir las vitaminas necesarias, los productos de la alimentación etc. ¿No pensaba usted en ello? ¿No quiere pagar, quiere recibir todo gratis? Usted tiene derecho. Las personas que han descargado las partes del Sistema de alguien no se dirigen a nosotros y no están obligadas en nada con nosotros. Pero con eso no tienen los resultados porque han recibido la información sobre la interacción evolutiva con la vida solamente al 1 por ciento, pero han aceptado como el 100. Se han encontrado con la ilusión que crea la relatividad de la realidad. Se puede luchar contra esta relatividad solamente por medio del proceso pensador vinculado a la depuración de la Conciencia de “la mala hierba”. 

Como es conocido de nuestros libros anteriores, se puede imaginar la vida como la sinusoide cuyos puntos extremos son los puntos de la Dualidad del proceso de la Vida. La sinusoide situada entre ellos es el proceso mismo de la Vida. Mientras la persona ve alrededor de sí solamente el bien o el mal, ella echa el proceso de su percepción, siendo incorporada a la lucha de los contrarios. Para conocer la unidad de los contrarios tiene que reconocer la presencia del proceso de la Vida, también incorporarse activamente a él. Esto es la observación de la Ley de la Unión en la práctica, estar y participar en el proceso de la Vida.

Por desgracia, en cuanto a esto las personas son agitadas por la pregunta infantil trivial: “¿Si vincular el Bien (Dios) y el Mal (el diablo) por una cadena – qué vencerá?” Se puede responder con seguridad: “¡Vencerá la cadena!”, porque cualesquiera tentativas de vincular los puntos de la Dualidad por algo otro, excepto el proceso de la Vida, acaban por su fusión que significa la muerte de cualquier proceso.

Lo que le hemos comunicado toca no sólo nosotros y nuestro Sistema, es la propiedad de cualquier cambio informativo entre las personas. Usted se ofende por lo que no ha obtenido el éxito en el business de red y nos acusa de esto. Ya que el business de red es informativo. Esto significa que para lograr el éxito, usted tiene que entregar la información a otra persona, interesarla, habiendo construido la tutela sobre ella, paso a paso desarrollando las prácticas del traspaso de la información a las personas. Que tal trabajo sea exitoso, es necesario saber sentir a la persona, disponerse a su onda, sentir su estado, sus dudas y dar aquel consejo que ayudaría comprender las acciones ulteriores. En tal trabajo usted también gasta los recursos. ¿Qué pago es por esto? El trabajo activo de la persona en su estructura para crear el éxito que usted recibe en la equivalencia monetaria.

El malogro en el business está vinculado con lo que usted no ha hecho tal trabajo. No lo ha hecho solamente por esa razón que no deseaba comprender su estado de usted, revelar las convicciones que le impiden vivir en el ritmo único con la vida. Si usted recuerde, hablamos constantemente que las personas son los mejores maestros. Intente llevarles la información, no habiendo dispuesto a su onda de ellas, no habiendo comprendido sus necesidades y problemas, –  y no le resultará nada. ¿Y a quién es necesario temer en este caso, a las personas o a sí mismo? Le han pagado con la misma moneda que han recibido de usted. ¡La indiferencia en cambio a la indiferencia – es el resultado de su actividad de usted!

Es evidente que, habiendo reflexionado en todo lo dicho, usted preguntará: “¿Cómo desarrollar en sí la comprensión de las personas, de su sensación?” Respondemos que se puede desarrollar la sensación de las personas solamente por cambiar las convicciones (los estereotipos) y es necesario comenzar seguramente del desarrollo de la sensación de sí mismo, de los órganos. La tercera parte del Sistema está dedicada a ello. Y aun en este asunto no es posible pasar sin soplos de la intuición y sin ayuda de arriba, del lado del Campo Universal y el Yo Superior que aun debe ser criado cuidadosamente y sacado fuera de los límites de la Noosfera. Sin su ayuda, como hemos aclarado, es absurdo tratar de solucionar cualesquiera problemas, y además llevar tras de sí a las personas. 

Si usted en realidad quiere formarse a usted mismo en concordancia con las tareas de la Evolución y vivir siempre en el ritmo único con los acontecimientos vitales que crearían para usted el bien, no hay mejor modo de adquirir las convicciones necesarias que el business de red. Trabajando en la conformidad rigurosa con la percepción de usted mismo, usted extraerá de su Conciencia, como de una caja negra, estereotipos cualesquiera. Solamente en el trabajo las personas crearán los acontecimientos que le ayudarán estimar y corregirse a usted mismo. Para el amor propio esto le es doloroso. Simplemente es necesario escoger – ¿qué para usted es más importante: la vida sin estreses o la enfermedad como resultado de los estreses? Si usted escoge la vida sin estreses, es necesario trabajar para crearse a si mismo digno de esta vida. El trabajo en el business de red ya no le parecerá inútil.

Si usted percibió el business de red sólo como el modo de ganar dinero y llegó en él para esto, entonces en realidad es una empresa vana. Para obtener éxito en él, no cambiándose, tendrá que aprender a “andar con bolas”. Pero advertimos a todos nuestros continuadores de esto.

Si usted quiere por principio solamente recibir, no dando nada, esto será hecho por la vida misma. Ella compensará los gastos (mentales, energéticos, físicos, etc.) de las otras personas a su cuenta de usted, quitándole tanto por tanto, para que estos gastos sean compensados. No obligatoriamente dará en seguida a aquéllos de quien usted ha tomado; puede darlo a la persona completamente extraña, pero si seguir la cadenita de las intercomunicaciones, la compensación llegará a quien necesita. Todavía nadie anulaba las leyes de la conservación en las relaciones recíprocas de las personas. No le será fácil a quien los viola, él siempre será enfermo y pobre.

En realidad, el sentido de la Evolución del Alma humana consiste para crear en sí misma las cualidades que en cualquier situación permitirían automáticamente (ya en el nivel inconsciente) a la persona observar las Leyes de la Conservación, y para esto es necesario ser observador, sensible, compasivo y no ser un egoísta.

3. La cita de la carta:

“Pero al mismo tiempo una cosa global es incomprensible para mí – ¿cómo ser libre financieramente? ...He gastado unos seis meses en la compañía, pero no me ha movido del punto muerto. ¡Pero ya casi no tengo los estereotipos en lo que concierne al dinero! Reconozco precisamente su naturaleza, y sin embargo soy pobre. 

Respetado interlocutor, hasta aquí usted tiene absolutamente razón, hacemos propaganda del business de red exclusivamente para la ventaja personal, porque, como dijo una persona inteligente: “Es imposible obtener el éxito en cualquier asunto sin buscar la ventaja personal Pero además apuntamos a todos ustedes a duplicarnos en el logro del interés utilitario, habiendo conseguido que las personas les sigan a ustedes, así como ustedes nos siguen.

Y no atraemos a nadie al business de red. Explicamos a las personas (que se interesan) la idea de tal trabajo; quien está de acuerdo con él – trabaja. Y comprenden que trabajan ante todo para sí mismos. Y la ventaja de tal trabajo con nosotros es mutua. Tiene aún una perspectiva – aprenda a las personas a unirse y vivir en el sistema único. Los que llegan al business de red para los intereses egoístas o para la ventaja momentánea, tal idea hasta no les viene a las mientes. Pero no habiendo creado la colectividad de los correligionarios, no es posible hacerse libre financieramente del socium. Simplemente tragará un individual.

4. La cita de la carta:

“Cada tentativas de comprender algo en la vida me bajan más profundamente al fondo, los períodos de la claridad son más cortos...

Quiero reducir mi egoísmo y comenzar de nuevo leer las partes prácticas, pero veo que no tengo fuerzas. Aunque tengo 19, de botones adentro soy amargado, soy una persona de edad provecta. Es probable que todo se reduce de nuevo a la relación a las cosas y los estereotipos”.

La respuesta:

Muchas personas están dispuestas a vivir y pensar en concordancia con la Idea de la Vida de Dios para salir del mundo ilusorio y encontrarse en el real. Para esto tendrá que recibir la independencia completa de la sociedad que vive en el espacio colectivo ilusorio, inventado. En este caso se puede sobrevivir por dos modos: irse al eremitorio o crear el sistema de los correligionarios dispuestos a sobrevivir a la base de la ayuda mutua. El secreto de tal sistema consiste en lo que es insuficiente incorporarse en él para supervivencia propia, se puede recibir la ayuda real en el mundo de la realización de la Idea de la Vida de Dios solamente de los continuadores. Esto significa que su mero consentimiento de usted de vivir como “comensal” en la colectividad de los correligionarios no cambia nada en su vida de usted. Usted tendrá que hacerse el Individuo para llevar tras de sí los correligionarios, rigurosamente observando el vector general de la dirección del movimiento en los límites del sistema de los correligionarios.

No olvídese que en este caso se crea el programa informático (el “software”) del Sistema, su egregor. Y cuanto mayor es su potencia, tanto más altas son la devolución y la realización de los planes de las personas de todo el Sistema. La unidad de los programas de las personas que han entrado en el Sistema les ayuda a solucionar sus problemas. Si el “software” creado por la persona no se ha hecho la parte del egregor del Sistema, hasta teniendo los mejores planes y perspectivas, para el Campo Universal y el Universo la persona se queda un individual y por eso cualquier egregor que tiene la orientación opuesta de programa absorberá sus programas, habiendo dejado con la miel en los labios, de nuevo devolverá en la categoría de los biorobots. 

Mientras tanto vemos que la parte aplastante de las personas que buscan la espiritualidad y la perfección es dispuesta a incorporarse en el Sistema de la Armonización como las comensales, habiéndose limitado a la coparticipación a la Idea de la Vida de Dios. Pocos hombres que han sabido apasionar a sus continuadores por las ideas de la Doctrina y el Sistema creen que deben llevar la gente a la lejanía clara por su vía de ellos, pero en la realidad tales vías no se empalman con la Idea de la Vida de Dios.

Claro, aquí es posible objetar razonablemente, habiendo citado los apóstoles de Jesucristo como ejemplo – han llevado todos sus continuadores de las Ideas traídas por el enviado de Dios a las religiones y las sectas (ahora hay cerca de mil). En este caso es necesario advertir que la repetición de la historia no ocurrirá, las religiones se han agotado su límite, por eso ninguna religión y ninguna secta no serán creadas en el marco del Sistema de la Armonización, ¡por mucho que las personas traten de hacerlo! 

Que el proceso pensador no se apague, es necesario no vivir en las nubes sino bajar a la tierra, formarse a sí mismo – no en algún sitio allí, en las lejanías quiméricas sino aquí, en la tierra, en vista de la situación concreta, la conducta concreta. Entonces no tendrá que caer al fondo. No olvídese que solamente en la comunicación con las personas usted aprenderá a pensar y no le permitirán “detenerse”. 

En cuanto al turno hacia nosotros, usted se equivoca profundamente. No es tan fácil de arrancar a la persona de las patas de su ignorancia. Repetiremos una vez más que trabajamos solamente con los que quieren hacerlo. Pero además no imponemos a nadie nuestros pensamientos, punto de vista o idea. En el mundo no hay otro modo de obligar la persona a pensar de ninguna otra forma sino golpeándola por la frente. La vida todavía no ha golpeado como es debido a todos los que dudan. Cuando elle deja a la persona solamente una vía sin variantes, entonces todas las dudas desaparecen, la persona en seguida nota que nuestras ideas se empalman con la realidad. Quien en realidad quiere comprender la vida y sí mismo, aquél nos escribe constantemente las cartas, cuenta de sus problemas y lo más importante – nos cree. 

Si la persona calla, entonces todo le está claro. Juzgamos de sus resultados indirectamente – según los logros que tiene en el business de red. No hay resultados – entonces la persona ha caído del Sistema, su vida anterior le es más amable, y esto es su opción. Caer del Sistema es posible solamente por un modo – habiendo negado a la práctica, por completo habiendo confiado en las tecnologías cuya importancia en el proceso informativo presenta solamente el 1 %. Pero en el trabajo con usted no confiamos de ningún modo en sus cartas entusiásticas y las “relaciones” victoriosas. El criterio de su espiritualidad para nosotros sirve la fortaleza de sus lazos de usted con los continuadores a los cuales usted lleva al business de red, y esto será solamente en caso de que no se ha erigido para usted mismo el pedestal de un gurú para aleccionar el rebaño.

¿Cómo se distingue el gurú del maestro verdadero? El gurú, o el maestro falso, ve el proceso de la enseñanza en lo que transmite sus conocimientos al oyente (al alumno). En este caso el maestro actúa de un polo activo y el alumno (el oyente) – en calidad del polo pasivo. El maestro imaginario ve la dinámica del proceso en lo que exige del oyente contar aquella información que el oyente ha recibido del maestro. Pero el maestro verdadero aprende de sus tutelados y si les explica el tema, generaliza todo que los alumnos ya saben, pero habla en la lengua clara y accesible para ellos, llevando así sus conocimientos de ellos hasta la Conciencia. 

Para las personas que han comprendido la idea de la Doctrina y del Sistema nuestro trabajo es inestimable, por ella de nada es una pena darles, y bien, y para los que dudan y no han comprendido nuestro trabajo no vale un bledo.

Además, la práctica muestra que en la categoría de los que dudan entran en general los que no hacen nada. El que hace, a  veces a duras penas, pero avanza adelante. Estas personas comprenden nuestro trabajo y además tratan de ayudarnos. Es posible comprender el sentido del trabajo de una persona con el grupo de las personas, solamente habiendo empezado tal trabajo por sí mismo. Usted no lo hace, por eso mucho no está claro. Solamente los que trabajan con las personas, aprecian nuestro trabajo. Ya de la práctica saben cómo es difícil volver el vector de la Conciencia de la persona en la dirección sincrónica al ritmo de la vida para sacar de los errores creados por la persona misma, percibiendo la vida en las emociones.

Esperaremos que su recuperación de la vista comenzará.

¡Buena suerte!

Como usted comprende, esta categoría todo no es tan desesperada. Algunos de ellos recuperan la vista dentro de un año y medio o cinco años, pero da lo mismo llegan a la comprensión de la razón incondicional de la Idea de la Vida, haciendo además los chichones kármicos a sí mismos. Pero los biorobots nunca percibirán la Idea de la Vida. En esta categoría entran absolutamente todos los  poderosos, los trabajadores de los medios de comunicación, los clérigos, los médicos y los maestros con su rebaño de ellos, y esto no es menos del 99 % de la población de la Tierra.

Los prestidigitadores y los magos afirman que el secreto de casi todos sus focos no consiste de ningún modo en los requisitos y los aparatos sutiles sino en lo que la rapidez del movimiento de sus manos supera la velocidad de la percepción de un espectador. Así son las cosas con la percepción de muchos procesos vitales por la persona: como le parece que ve perfectamente, pero no es capaz de comprender su esencia. Pero aquí el secreto de la invisibilidad es un poco otro. Si los prestidigitadores  exceden de la percepción por la persona regular a cuenta de los movimientos instantáneos que son entrenados hasta el automatismo, la persona con la Conciencia del 2–5 % es capaz de percibir los procesos vitales en la banda relativamente estrecha de las frecuencias holográficas. En el Universo hay pocos procesos con tal banda estrecha, en general son los procesos de la vida cotidiana humana, pero todos los procesos de la naturaleza (de la Idea de la Vida de Dios) tienen habitualmente los espectros extensos de las frecuencias holográficas, como, por ejemplo, el espectro de los colores del arco iris. 

Pensamos que para usted no habrá la conmoción grande tal circunstancia que la persona con la Conciencia del 2–5 % es un ejemplo clásico del biorobot. Para convertirse en Hombre-Creador es bastante aumentar la banda de la percepción de las frecuencias holográficas, habiendo caído fuera de las posibilidades de su Conciencia (del cajón-paradigma). 

Para que sea más evidente y convincente invitamos a resolver la tarea: unan todos 9 puntos por cuatro líneas directas sin apartarse de la hoja.

Para las personas que han abierto su neocórtex la vida es una gran alegría de la capacidad de su comprensión y autorealización. Pero esto no será simplemente la autoconciencia sino la introspección responsable, el automonitoring y la autoidentificación, solamente el neocórtex es capaz de hacerlo. Estos programas son puestos en el Alma y cada uno de nosotros los maneja a su manera.

Para las personas que han preferido quedarse bajo el dominio del encéfalo del mamífero esta alegría del prójimo no es otra cosa sino “estar chiflado” y “una alegría de un tonto” porque para ellas la vida es un estrés constante y un conflicto perenne con la vida. Encontrar la validación en la vida, la vía a las Fuentes para poseer el derecho a la inmortalidad (¡primero el derecho espiritual y luego el físico) – es una tarea para cada uno de nosotros y una misión! Pero tendrá que pasar esta vía individualmente, apoyándose en los conocimientos adquiridos y los puntos de referencia dados por las personas que ya van por ella. Ante todo, la persona por sus pensamientos escoge el punto de referencia y traza la dirección del movimiento. A la relación negligente y ligera (no crítica), cuando no compruebas tu vía, esta vía puede convertirse en “ir por el círculo” o el cuadrado, y no alcanzaremos nunca el objetivo. Pero si abrir el neocórtex y sacar la Conciencia fuera de los límites estrechos del mundo material físico, la vía nos llevará bastante rápidamente a las Fuentes. 

En caso de que nos apoyamos en las posibilidades del encéfalo de mamífero, tenemos que ir perpetuamente por el círculo habitual o el cuadrado, forcejeando en el mundo de nuestras emociones, deseos y sentimientos. El ejemplo evidente e instructivo es la tentativa de unir 9 puntos por la línea continua, sin apartarse de la hoja y sin pasar de la raya del “cajón”. Se puede esforzarse durante 100 y 1000 años, hasta que usted comprenda que el dato de la tarea no limita su libertad de usted, es limitada solamente por su Conciencia. ¡Sólo tiene que salir de las dimensiones del “cajón” y ¡qué milagro, la tarea está solucionada!

¿Para qué todo esto es necesario? Cualquier ser vivo es capaz de reconocerse a sí mismo solamente gracias a los contactos con los semejantes. La vida en el sistema, la forma gregaria de la existencia en la sociedad ayudan a los seres vivos a reconocerse a sí mismos. La vida en la soledad, en el eremitorio – es el destino de las Almas débiles. A propósito, ellas han creado la religión con el objetivo de argumentar teórica y moralmente su debilidad, al mismo tiempo sacando de esto la ventaja necesaria para sí mismas. Los fuertes en el Espíritu viven y se realizan a sí mismos en la sociedad, aprenden a resistir en la comunidad de los semejantes. ¡Si no hay sociedad, la persona debería inventarla para su autorealización! 

En caso de que su mirada examinó 9 puntos del cuadrado y se dirigió fuera de sus dimensiones, se puede felicitarle, su Conciencia de usted no es tanto sorprendida y vinculada por el socium. Pero en caso contrario, si su Conciencia no puede salir fuera de los límites de este “cajón”, no atreviendo hasta pensar en la salida de sus límites, usted es un biorobot absoluto... Solamente, si sobre el papel las dimensiones del “cajón” están marcadas con los puntos, los límites de la Conciencia o de la concepción del mundo de la persona son tanto ilusorios que insuperables y se quedarán tales para el 99 % de los habitantes de la Tierra.

Caigan fuera de la vida (la parábola de Vladímir Tarásov)

Vivían tres hermanos.

El primero nunca perdía el coraje. Si algo no resultaba bien, se prometía que es hacia una vida mejor. Podía justificar cualquier su descuido. Creía sinceramente en su explicación. Su vida no fue tan mala.

El segundo no hacía nada en vano. Si es necesario, se reducía: siempre pensaba en el día de mañana. Siempre creía que mañana será mejor que hoy. Su vida no fue tan mala.

El tercero siempre hacía lo que era necesario. Quería obedecer cada reglas y leyes. Nunca violaba una norma. Su vida no fue tan mala.

Tres hermanos no nos gustan mucho, aunque todos ellos han recibido el resultado no malo. No queremos ocuparnos del autoengaño o vivir para mañana que huye constantemente o andar al hilo de la gente. Apetecemos algo tal que nuestra vida tenga el sentido ahora y en cada momento.

Entonces es necesario caer fuera de la vida. 

Solamente los programas-imágenes correspondientes pueden ayudar a caer fuera de la percepción de la Vida – los programas establecidos por nuestra Conciencia, llevados por nosotros a través de la actividad, el pensamiento y la comprensión en la subconsciencia, y ya por ella instalados en los Niveles del Universo que caen fuera de la banda inicial. La mayor parte de las personas hasta no medita en esto, vive como todos y por eso es dirigida por los programas de la Noosfera o la Humanidad creados caóticamente. Según los acontecimientos que pasan en el mundo es posible juzgar de la cualidad de tal programa informático. El Apocalipsis es precisamente el resultado de su manifestación, él es real, tanto como la Vida misma.

La verdad es que muchos lo relacionan con los delirios religiosos, pero si seguir el principio que hasta en la doctrina que ha atrofiado hay una parte de la verdad, está claro que la incredulidad y el no reconocimiento de la presencia del Apocalipsis se refiere más bien a la ignorancia de la persona, pero no al punto de vista erróneo de las doctrinas antiguas. En ellas los autores no siempre podían explicar muchos fenómenos vitales, pero por la vía empírica han revelado su regularidad y trataban de encontrarse en los límites de su observación. La ciencia moderna tampoco puede explicar todo y lo que no está claro, lleva a la categoría de las hipótesis míticas o calla simplemente sobre la presencia del fenómeno inexplicable. “La hipótesis es una representación dada por la imaginación para rellenar la vacuidad creada por la necesidad” (J. Piaget[144]).

Con todo eso el Apocalipsis de vez en cuando visita a las personas. Y además como todo lo que pasa con la Humanidad, se crea por el ser humano mismo y no es el acto de voluntad o el castigo de Dios. Simplemente por medio del Apocalipsis la naturaleza limpia el proceso vital de la Razón (cuya portador es el ser humano) no útil para la Vida.

Se sabe que en la naturaleza nada existe  excusadamente. En ella observamos las formas de todo género de la manifestación de la vida y cada una de ellas cumple sus funciones y su papel insustituible. La persona tiene también su función – es el suministrador de la Razón. Por medio de la persona la naturaleza se reconoce a sí misma, transforma y perfecciona sus formas de la manifestación. La naturaleza y la persona es un sistema único, un todo único. Por medio de su actividad laboral la persona transforma la flora y la fauna de la naturaleza que espera cuando habrá, al fin, una persona (o mejor un grupo de las personas) capaz de dirigir razonablemente los procesos naturales.

Daremos un ejemplo de nuestra práctica que muestra que todo el mundo puede ser bajo el dominio de la razón humana, solamente hace falta saber cómo usar. Cuando hemos comenzado a trabajar con las células respecto a su saneamiento, las imaginábamos como nenes pequeños, ellas se portaban caóticamente, sus acciones eran indefinidas. Las células se portaban según el principio del anarquista. Pero al cabo de algunos días fueron dependientes a nuestro pensamiento, empezaban a portarse de una manera organizada, sometiendo a las órdenes del pensamiento. Las células se alineaban en la fila y realizaban por orden el trabajo dado por nuestro pensamiento. Del mismo modo la persona puede dirigir prácticamente todos los procesos de la naturaleza, solamente esto es permitido a las personas enérgicas y no egoístas.

En el momento actual la mayor parte de la gente (el 99,9 %) se porta anárquicamente con relación a sí y la naturaleza. Para hacer entrar en razón el polo irrazonable de la Vida, la naturaleza pone en marcha el Apocalipsis o la selección natural de las personas capaces de continuar el desarrollo ulterior de la esfera Razonable y utiliza las que ha caído de este proceso. Como usted comprende, la selección pasa en el ambiente natural de la habitación de la persona, según sus asuntos de ella, en el “aquí y  ahora” real y no tiene nada común con la opinión de la persona, aunque se precie de ser un santo, un misionero, un salvador, un administrador de Mer-Ka-Ba de la Tierra etc.

¿Cómo se crea el Apocalipsis? Es la representación natural de los pensamientos de las personas. Usted sabe que todos los seres vivos se someten a algún programa informático que está en el Campo Infoenergético y la envoltura razonable (la Noosfera) que rodea cualquier objeto material. Es natural que los programas de la naturaleza tienen el algoritmo pulido y comprobado durante mil millones de años de la existencia. La persona, siendo concentrada en la perfección de su individualidad, crea el programa informático que muy a menudo no concuerda con el algoritmo del desarrollo de la naturaleza. Es natural que surgen las contradicciones que violan su unidad con la persona. El programa informático conforme al que la Humanidad vive y funciona es agresivo con relación a la naturaleza. La tensión de esta agresión influye en los procesos naturales. Por esta causa la naturaleza trata de reducir la cantidad de las personas para bajar la agresividad de sus programas vitales. ¡Se crean los programas de la destrucción individual así como de exterminio masivo! 

Se puede bajar la tensión de la Razón Universal solamente por la creación de los programas individuales correspondientes al algoritmo natural del desarrollo y la manifestación del proceso vital que podrían restablecer la unidad perdida de dos Polos de la Vida. Cuanto más tales personas tanto más fuerte bajará la agresividad de los programas de Noosfera de la Humanidad, y entonces bajará la cantidad de los cataclismos naturales. 

Comunicándonos con las personas, hemos notado que la masa principal de las personas pensantes comprende este momento, pero para ellas es un misterio nuestra insistencia en la necesidad de la unión en el sistema de los correligionarios alrededor de la Idea de la Vida expresada en la Doctrina y en el Sistema, indispensablemente sobre la base de la observación de las Leyes de la Jerarquía.

El problema es que las personas, habiéndose concentrado en la individualidad y su fundamento, se ven a sí mismas solamente como fuente principal del restablecimiento de la unidad y no admiten que este papel podía ser asignado por la naturaleza a alguien otro. La aspiración del recibo del reconocimiento y los méritos por parte de la naturaleza por las acciones justas llama en la persona la hostilidad al pensamiento que no es la fuente de la reunificación.  

¿Cómo, según usted, la relación semejante a la causa común debe ser percibida por la naturaleza y el Campo? Para Ellos la unidad se manifiesta en el isomorfismo y la isotropía que significa: todas las individualidades son iguales y todas sus acciones son necesarias y equivalentes. De aquí se deduce que la aspiración de la persona en algo confrontarse a sí misma con los demás y recibir la prioridad – es una infracción de la Ley de la Unidad con la naturaleza. Aunque tenga las buenas intenciones, sus acciones no se perciben como creadores. Las acciones de cualquier persona son examinadas solamente en la clave general de los programas por que se guía la persona, encontrándose en la unidad con ellos.

Este momento no es tomado en consideración por las personas, especialmente por las que han pasado las escuelas de todo género, han adquirido los conocimientos prácticos que han subido considerablemente el índice de su individualidad en ojos propios. Su Conciencia se percibe a sí misma como ya formada, autosuficiente, y el pensamiento que es necesario unirse con otra persona es ofensivo para ellas.

Sobre la base de los conocimientos adquiridos la persona construye sus convicciones, la manera de ver la Vida y los modos de la percepción de ella. Crea la zona confortable, determina los modos convenientes de la interacción con el medio exterior y las personas circundantes. Este modo de la interacción está vinculado a la transmisión de los conocimientos (de sí como fuente de los conocimientos) a la persona que necesita estos conocimientos.

Por buenas o por malas, pero la persona interrumpe la interacción con la doctrina que ha elevado el nivel de sus conocimientos, y por eso se interrumpe la unidad de programa que hace poco la vinculaba a la doctrina. Es natural que aunque los programas, según su orientación, como si son creadores, pero unilaterales, por eso no pueden alimentar uno a otro y cooperar. La cadena de la sucesión se interrumpe. Cada programa es concentrado en su fuente. Y si esto es así, su potencial general resulta débil e incapaz, y por eso no puede resistir a la agresión general de la naturaleza dirigida contra la persona. Por eso la naturaleza en caso del cataclismo quita a tal “hombre justo” en primer lugar, porque ha violado la unidad.

[131] Sydney J. Harris (1917 –1986) fue un periodista estadounidense.

[132] Howard Mumford Jones (1892 – 198) fue un escritor, crítico literario estadounidense y profesor en la Universidad de Harvard.

[133] Henry David Thoreau (1817 – 1862). Escritor, transcendentalista y filósofo anarquista estadounidense.

[134] Alfred North Whitehead (1861 –1947), fue un matemático y filósofo inglés.

[135] Pierre-Jules Renard (1864 – 1910) fue un escritor francés.

[136] François Mauriac (1885 – 1970). Escritor francés, ganador del Premio Nobel de Literatura. 

[137] Isaac Asimov (1920 – 1992), fue un escritor y bioquímico ateo judío nacionalizado estadounidense.

[138] Robert Lee Frost (1874 – 1963), poeta estadounidense.

[139] Claude-Adrien Helvetius (1715 – 1771), filosofo francés.

[140] Eclesiastés 3 : 5.

[141] Génesis 3 : 19.

[142] George Bernard Shaw (1856 – 1950) fue un escritor irlandés, ganador del Premio Nobel de literatura en 1925 y del Óscar en 1938.

[143] Ambrose Gwinett Bierce (1842 – 1914) fue un escritor, periodista y editorialista estadounidense.

[144] Jean William Fritz Piaget (1896 – 1980), psicólogo experimental, filósofo, biólogo suizo creador de la epistemología genética y famoso por sus aportes en el campo de la psicología evolutiva, sus estudios sobre la infancia y su teoría del desarrollo cognitivo.

Atrás Contenido Más...